Cuentos de navidad: la vendedora de flores

Ella había estado esperando todo el año para las fechas donde la alegría, la luz y el color siempre reinaban donde todos parecían estar felices despreocupados esa es la Navidad.
Esa noche se fue a la cama pensando que la falta de trabajo y dinero podía ser la causa de la tristeza general y que era increíble que sólo el dinero pudiera alegrar la vida.
De repente, una luz diminuta pero muy brillante apareció en su ventana, dio un salto y se acercó intrigada, cuando abrió la ventana, vio una pequeña y hermosa luz dorada que se movía apresuradamente por todos lados de su habitación era según dijo la pequeña figura de luz, el hada de La buena voluntad y dijo con voz diminuta que ella y su amigas estaban a cargo de traer el espíritu de la Navidad a todo el mundo.
Explicó que el dinero no era importante para encontrar la felicidad, que la ilusión y la imaginación no se compraban y eso era la clave para arreglar la tristeza del pueblo, hablaron mucho tiempo hasta que el sueño abrazó a la pequeña floristera y cerro sus párpados y se rindió ….
Al día siguiente pensó que había tenido una revelación mágica, maravillosa y su mente estaba llena de ideas.
La vendedora de flores tomó muchas flores de su jardín, ella pensaba venderlas para ayudar a su familia…pero dada la situación de tristeza del pueblo daría un hermoso regalo de navidad…y adornó toda su casa, tenía muchas, flores campanitas, rosas rojas, amarillas lirios y jazmines… y decoró todos los bancos del parque y faroles … Pero aún faltaba algo…
Y llamó a los niños y se reunieron en el parque y de inmediato confeccionaron guirnaldas de hojas de colores y flores de navidad…. las colocaron en el parque y las calles del pueblo…
Encontraron un bello pino imponente, de un refulgente verde oliva y lo llenaron de guirnaldas y nueces de navidad…
Pero aun faltaba algo, habló con los vecinos y encendieron todas las luces de sus casas….pero aun faltaba erradicar la tristeza de las caras de la gente del pueblo…
La floristera se sintió agotada… que era lo que faltaba…oyó como los pajaritos iniciaron un trinar hermoso en las ramas de los arboles…..la floristera se dijo, ya se que es lo que falta…
Llamaría al coro de la iglesia para que cantaran villancicos a la virgen y al niño…Todo había quedado fantástico.
Al terminar el pueblo se fue llenando de gente que se acercaba y de pronto todos los niños comenzaron a cantar y se unieron alrededor del árbol de navidad y de nuevo brillante apareció la Navidad, la gente estaba otra vez optimista e ilusionada…
Pero la floristera no se resignaba a pensar que sólo había sido un sueño, y quería creer que era mas que real, quería pensar que era un mensaje divino, porque los sueños también pueden hacerse realidad, tal y como había sucedido, pero la fantasía espiritual navideña, era obra del Ángel de la navidad….
De repente un grupo de lucecitas diminutas se encendieron en el árbol de navidad y lo iluminaron, y en la noche de navidad surgió el mas bello mensaje de amor, unión y paz, hasta que las luces subieron al cielo oscuro y se mezclaron con las estrellas del firmamento.

FELIZ NAVIDAD <3
DANIELA MIJARES



Deja tus comentarios aquí: