Obtén más de tu copa de vino con este ejercicio de beber conscientemente

Obtén más de tu copa de vino con este ejercicio de beber conscientemente

Por Elaine Smookler | Enero 12, 2018

Traducido por: María Teresa Febreiro

Drobot Dean/Adobe Stock

 

Beber moderadamente es algo que hacemos muchos de nosotros. ¡No hay razón para no prestar atención mientras lo hacemos! Trata este ejercicio de beber con atención plena, una variación de comer con atención plena.

Estás en un bar. Está oscuro, y todas las personas alrededor están conversando, pero puede que tú no. Tú estás esperando a que llegue tu trago, el cual llega, finalmente. Antes de que automáticamente lo agarres, detente: toma una respiración y observa que tu refrescante bebida tiene la llave para el momento presente tecnicolor… ¡Aun cuando se trate de agua o soda blanca! Una práctica de bebida mindful te puede ayudar a experimentar la vívida existencia de tu vida, con o sin alcohol.

  1. Toma una respiración. Vamos, tú te lo mereces. No tiene que ser una respiración obvia o algo que produzca que las personas alrededor llamen al servicio de emergencias o alejarse, solo una respiración intencional. Completamente adentro, completamente afuera. Puede que notes rigidez en tu barriga mientras respiras. Estar solo en un bar puede sentirse como una osadía; nota esto y mira si puedes usar tu respiración con gentileza para llevarla a esa zona que se siente tensa.
  2. Mira si puedes colocar toda tu atención en capturar la experiencia visual de tu vaso. Pudieras notar que su forma se mezcla con su contenido. ¿Por qué no tomarse este momento?, no volverá otra vez. ¿Hay algún pensamiento o emoción cuando vas a tomar el vaso? Ni bueno, ni malo, solo nota lo que haya allí.
  3. Toma el vaso. ¿Es suave?, ¿pesa?, ¿está el contenido frío?, ¿tibio?, ¿algo? Acerca el vaso, ponte curioso sobre el color o la viscosidad del contenido ¿Hay granitos de azúcar flotando si lo haces girar? ¿Cambian las formas?
  4. Ahora trae el vaso a tu nariz. Inhala. ¿Hay algún momento en el que vas desde el aire del salón a una explosión de fragancias?
  5. Cuando estés listo, trae el vaso a tu boca y frótalo suavemente sobre tus labios. Nota alguna combustión interna cuando traes el vaso a tus labios, pero no lo bebas: ¿aparecen algunos pensamientos? ¿Alguna sensación en el cuerpo? ¿Emociones? Cambiar un hábito, como traer un trago a tus labios sin beberlo, puede activar un frenesí de actividad interna.
  6. Ahora toma un sorbito y mantenlo en tu boca sin tragar. Dispérsalo dentro de tu boca. Mantente presente en la experiencia sensorial que está sucediendo ahora dentro de ti. Las pequeñas cabecitas de las neuronas están explotando, ¿puedes sentir algo? Suavemente enfoca tu atención en la experiencia que sientes. Si notas que tu mente se va al pensamiento de beber, o en cualquier cosa, trata de volver a tu bocalandia.
  7. Cuando estés listo, trágalo con intención. Ahora, toma un momento para observar lo que sucede en tu mente.

Este artículo apareció en la edición de la revista Mindful en abril de 2015.

Fuente original https://www.mindful.org/get-more-from-your-glass-of-wine-with-this-mindful-drinking-exercise/



Deja tus comentarios aquí: