4 Preguntas que te harán querer celebrar la vida todos los días

4 Preguntas que te harán querer celebrar la vida todos los días

Estos días en que se acercaba mi cumpleaños estuve reflexionando acerca de lo que ha pasado en el transcurso de mi vida, de mi último año, de mi existencia y como también soy humana, me detuve a pensar qué me falta por hacer, cuánto tardarán en llegar los sueños que no he cumplido, cuáles son mis nuevos sueños, qué vida quiero proyectar y vivir de ahora en adelante y por ahí muchas cosas más.

En estas reflexiones me hice algunas preguntas que son mi regalo de vida para ti hoy, porque aprendí que cuando das regalos del corazón a otros llenas el alma y tener mi alma feliz es el único y por siempre deseo en vida:

1. ¿En quién te has convertido con el paso del tiempo?

Puede que veas para atrás y revivas momentos, situaciones, alegrías y hasta tristezas, sin embargo lo más importante es que puedas mirar para adentro y saber que cada vez lo haces mejor, que cada circunstancia ha formado tu carácter, que cada vez te levantas más fácil de las situaciones que la vida pone por delante tuyo y que cada una de ellas ahora es un aprendizaje que te ha formado cada vez más, en misión y propósito superior.

2. ¿Cuántas vidas has marcado con la tuya?

Has venido al mundo solo pero no estás solo en él y por eso mismo la vida te pone enfrente personas nuevas todos los días que a su vez están en sus procesos y trabajos personales, y algo que si es claro es que no han pasado por tu vida ni tu por la de ellos en vano. Cuántos se han fortalecido con tu existencia, a cuántos has brindado apoyo, amor, afecto, una sonrisa o un gracias que han sido los correctos en el instante que fueron y que han marcado de alguna manera sus vidas. Tal vez muchos ya no estén y otros se han quedado de alguna manera para ti, lo más valioso es que sin importar el tiempo que hayas estado en sus vidas te recuerden con amor y te lleven en su corazón.

3. ¿Reconoces lo que has logrado?

Somos los más duros y fuertes jueces que jamás hayamos podido encontrar. Nuestra mente egóica siempre tiene razones para hacernos comparaciones, críticas y juzgamientos. Sin embargo has hecho bastante, has hecho lo más lindo que puede hacer cualquier ser humano que es ponerle la cara a la vida sin importar lo que venga y lo que has hecho ha sido lo mejor, lo que desde tu conocimiento has logrado. Lo importante ahora es que te puedas visualizar haciendo mucho más y cada vez mejor. Tal vez sigas necesitando transformaciones, cambios, procesos, fracasos e intentos. Pero solo aquel que lo intenta una y otra vez es el que se reinventa, el que crece, el que busca los caminos y el que reconoce lo que lora de cada experiencia, corrige lo que haya que corregir y continúa siempre con un propósito, SER FELIZ. Así que no te conformes con lo que ya has logrado, pueda que sea mucho o poco para ti, ya has logrado suficiente, y puedes lograr mucho más porque en la medida que creas en la abundancia del universo sabrás que cada vez hay más para ti y para todos. Reconócete, prémiate, esfuérzate y conviértete cada vez la mejor versión de ti mismo.

4. ¿Vives o Sobrevivies?

El problema de los seres humanos es que creemos que jamás vamos a morir y en ocasiones dejamos de vivir y comenzamos a sobrevivir, llevando una vida monótona, aburrida y a veces en piloto automático que dejamos de disfrutar lo simple y sencillo que pasa por ella. Solo tenemos este día y esta es nuestra vida, HOY es nuestro único día de vida y si lo vemos así tal vez dejemos de hacer todo lo que no nos gusta y empecemos realmente a vivir. Hazte una promesa hoy y es vivir cada día como si fuera el último, solo así le darás el verdadero sentido a lo que sucede en él. Encuentra eso que te llena de alegría y hazlo con todo tu corazón, si lo que te gusta es leer pues hazlo con pasión, con una buena taza de café, respirando y disfrutando tanto lo que lees y vives a través de tu lectura que cada vez que lo hagas sea la mejor experiencia para ti. No tienes que vivir de ello aún, sino lo deseas así, lo que si necesitas es aprender a hacer todo lo que te llene el alma de la mejor manera posible para que cada día valga la pena y sea el mejor día de nuestras vidas, porque le damos el sentido y el amor que merece.

Al final de todo esto y muchas preguntas más que me hice por muchos días, comprendí que no cumplimos años, que la vida no se cuenta en años sino en momentos, en alegrías, en aprendizajes, en sonrisas, y en sueños cumplidos y ganas de cumplir más. Así que no esperes a que pase un año para celebrar la vida, celebra todos los días, vive todos los días, sueña todos los días, da lo mejor de ti todos los días y así cada día será una fiesta porque estás vivo, porque tienes una nueva oportunidad de hacerlo mejor y porque eres el protagonista de tu vida y como tal disfrutas tu papel y tu rol principal.

Deja de cumplir años y ten más motivos para VIVI-r en amor, en alegría, con pasión y propósito. Solo así harás que realmente los sueños y anhelos de tu corazón se manifiesten en tu vida en el orden perfecto del universo. Y dejemos que la vida nos sorprenda hoy y siempre con un nuevo aliento y un nuevo despertar para disfrutar de ella al máximo.

Feliz vida VIVI-da para ti y para mí y recuerda lo que dijo Osho: “La celebración es nuestra forma de recibir los regalos de la existencia”, así que celebremos todos los días y recibamos regalos de la existencia todos los días.



Deja tus comentarios aquí: