6 frases budistas que jamás olvidarán los emprendedores

6 frases budistas que jamás olvidarán los emprendedores

Muchos son los emprendedores que se ven abatidos por los sucesos de la vida empresarial por lo que buscan frases motivadoras que los hagan volverá creer en su emprendimiento.

También invierten grandes cantidades de dinero, en sesiones de coaching o en conferencias de autosuperación. Lo que pocos emprendedores saben, es que hay un estilo de vida capaz de aliviar todos esos dolores internos sin gastar un solo centavo: el Budismo.

Hay que tener en cuenta que no es una religión, sino un estilo de vida que compenetra el alma, cuerpo y mente, en donde se aprende sobre la meditación, el perdón, la bondad, el respeto, la sabiduría y posteriormente la paz interior y felicidad.

Precisamente, ofrecemos algunas frases budistas que ayudarán a salir del hoyo en que posiblemente se encuentre el emprendedor:

1. El dolor es inevitable, el sufrimiento es opcional

La vida es un sinnúmero de cosas agradables rodeadas de cosas desagradables, por lo que es normal sentir tristeza y dolor de vez en cuando. Pero no por que se tengan malos momentos, hay que a derrumbarse. El dolor se siente y no se puede evitar, pero el sufrimiento, la depresión, el dejar todo de lado solo por un pequeño traspié, depende absolutamente de uno mismo.

2. Alégrate porque todo lugar es aquí y todo momento es ahora

Se suele pensar solamente en el pasado o estar excesivamente preocupados por el futuro. Esto lleva a no vivir el momento y que nuestra vida pasen de largo sin ser consciente de ello. El budismo  enseña el aquí y ahora. Por tanto, hay que aprender a estar plenamente presentes, a disfrutar y apreciar cada momento, porque cada uno es único.

3.- No es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita

El emprendedor debe recordar que no todo es material. No porque la competencia tenga el doble de ingresos va a llenarnos de cólera y ambición y se empezará a maltratar a los empleados. La vida tiene un inicio y un final, y para ser realmente feliz y millonario, no es necesario tener mucho, sino carecer de poco.

4. Si puedes apreciar el milagro que encierra una sola flor, tu vida entera sanará

Los emprendedores muchas veces olvidan que el éxito son aquellas pequeñas cosas que se pueden ir logrando. Si el trabajador rompió cierta barrera laboral que le impedía avanzar, en vez de exigirle “más”, hay que felicitarlo. Hay que andar menos presurosos por la vida, pues la premura hará llegar más rápido a ninguna parte.

5. Cuida el exterior tanto como el interior, porque todo es uno

Para encontrar un verdadero estado de bienestar es clave que mente y cuerpo estén en un equilibrio. No hay que centrarse demasiado en el aspecto físico o, por el contrario, en el aspecto interior. Lo ideal es encontrar un justo equilibrio entre ambos lo que ayudará a sentirse más pleno y consciente del aquí y ahora.

6. Más vale usar pantuflas que alfombrar el mundo

A veces, exagerar una idea hace que se la vea más fácilmente. Quien espera que el mundo entero a su alrededor esté alfombrado para así caminar descalzo sin miedo de mancharse o de hacerse daño siempre estará a disgusto con el mundo y siempre se estará haciendo daño.

 

Vía: elvasiomedioguru.com



Deja tus comentarios aquí: