7 consejos de productividad si trabajas en casa

En el mundo laboral existen dos tipos de persona: las que pueden trabajar desde casa y las que no.

Para los primeros es un sueño hecho realidad (ahorrarse los atascos de cada mañana, flexibilidad de horario etc.), pero para los otros es una auténtica pesadilla ( trabajar entre cuatro paredes, no tener contacto en persona con nadie, etc.)

Precisamente, quienes están o han trabajado en el hogar cuentan sus experiencias sobre cómo afrontar el trabajo en casa para ser más productivos, organizarse mejor, trucos para concentrarse… y toda esta información para ser un exitoso freelance.

1. Ante todo, planificar

Para los emprendedores de éxito, todos los domingos tienen una tarea sagrada: planificar la semana siguiente. Muchos de ellos, por ejemplo, dedican entre 20 y 30 minutos del domingo (no es tanto, ¿verdad?) a planificar la semana y organizar la agenda. Esta planificación semanal, además, se complementa luego con la planificación diaria.

2. La lista de tareas es nuestra amiga

Una de las grandes protagonistas de la organización del trabajo es la lista de tareas. La clave para ser más productivo es no hacer de ellas listas interminables; tienen que estar adaptadas al ritmo de trabajo y a las horas que se tiene disponibles ese día.

3. Lista de tareas

Muchos emprendedores recomiendan no hacer listas más allá de tres o de cinco elementos. Otros aconsejan usar diversos métodos, como el “1-3-5” o el “3+2”. El primero consiste en hacer una lista con una tarea importante, tres tareas menos importantes y cinco mini-tareas, mientras que el segundo aconseja hacer una lista con tres tareas importantes y otras dos mini-tareas. A ello hay que agregar que hay muchas soluciones de software que ayudan con la lista de tareas, como Wunderlist y Todoist.

4. Preparar la zona de trabajo

Uno de los “peligros” de trabajar en el hogar es precisamente “estar en casa”; es decir, no se le ve como un ambiente de trabajo. Para ayudar a ese cambio lo más aconsejable es designar una zona de la casa como “área de trabajo” y mantenerlo lo más limpio y ordenado posible. Además, ese lugar de trabajo debe estar bien iluminado y con una temperatura adecuada, sin olvidar una silla cómoda y de calidad.

5. Escuchar música de fondo

Y aunque esto depende mucho del tipo de trabajo, quizás tener música de fondo ayude. Muchos emprendedores lo tienen prácticamente todo el día, aunque van cambiando entre música instrumental para los momentos que requieren más concentración o canciones con letra para tareas más ligeras. Aquí Spotify es el gran aliado.

6. Tener descansos frecuentes

Cuando se trabaja en una oficina, lo más normal es que el trabajo se vea interrumpido varias veces al día (se tiene una reunión, tomar café con los compañeros, etc.). Pero en el hogar es fácil perder la noción del tiempo, lo que no ayuda en absoluto al rendimiento. Una buena manera de evitarlo es usar la llamada técnica Pomodoro, que combina períodos de trabajo de 25 minutos con pausas de 5 minutos, más una pausa adicional un poco más larga cuando se lleva cuatro períodos de trabajo seguidos. Si 25 minutos no es suficiente, se puede alargar esos períodos de trabajo o adecuarlos a las tareas.

7. Pasear

Otro truco que emplean a veces es cambiar el espacio de trabajo. Y es que hay ocasiones en que un pequeño cambio de ambiente ayuda con determinadas tareas. Por ejemplo, si se necesita concentrarse al 110% en un artículo, hay que coger el portátil e irse a trabajar a otro sitio de la casa, o incluso fuera. El cambio de ambiente dentro de la rutina suele ayudar.

Y si ya estás trabajando en casa, nos gustaría que compartas tus trucos y consejos para mantener la concentración y la productividad. ¿Te animas?

Vía: genbeta.com



Deja tus comentarios aquí: