7 Mitos sobre el ejercicio y la mujer

7 Mitos sobre el ejercicio y la mujer

“Cuando estoy sudando en mi clase de baile me siento fabulosa”; “los primeros 10 minutos son matadores, después mi cuerpo empieza a entrar en la onda y los pasos los sigo fácilmente”; “ya a los 45 minutos estoy que no puedo más y es ahí cuando me pregunto si vale la pena todo el esfuerzo que hago 3 veces a la semana sudando a chorros”. De eso se trata este post: los mitos y verdades sobre el ejercicio.

  1. Cuando haces ejercicio hay que tomar mucha agua: sí es cierto pues tu cuerpo lo necesita en ese momento, pero he notado que si tomas mucha te sientes demasiado llena y tus movimientos después se ponen más lentos. Así que no te deshidrates pero tampoco te llenes.
  2. Los refrescos de dieta te harán perder peso: Falso. Las sodas pueden aumentar el riesgo de síndrome metabólico, que pueden incluir exceso de grasa abdominal, azúcar en la sangre y colesterol.
  3. La máquina de caminar te dice cuántas calorías quemas: el treadmill o caminadora no puede calcular exactamente cuántas calorías quemas. Se necesita un análisis más profundo para esto.
  4. El busto es un músculo que se puede agrandar y fortalecer con el ejercicio: el busto o seno, está constituido principalmente por los músculos pectorales mayor y menor, y por las glándulas mamarias. Las glándulas no se endurecen por el ejercicio. Lo que sí se hipertrofia o endurece son los músculos pectorales. Si se entrena bajo la guía de instructores bien formados, es posible mejorar la firmeza el busto.  Pero no es cierto que se va a lograr milagrosamente que el busto crezca, por obra del ejercicio. Al menos la parte muscular del busto sí se tonificará.
  5. Si una mujer hace deportes, como el fútbol, podría perjudicar su salud o hasta quedar infértil: siempre que han existido mujeres que se atreven a  romper el estereotipo y se involucran en deportes, existen creencias como esta. Lo cierto es que la mujer puede practicar los mismos deportes que el hombre. Claro está, existen diferencias mínimas en los reglamentos de competición de varones y mujeres, pero básicamente son los mismos deportes.
  6. Levantar pesas es cosa de hombres: existe la creencia errónea de que si las mujeres hacen ejercicio contra resistencia con  pesas, se transformarán en criaturas musculosas, como los fisicoculturistas y que su cuerpo se parecerá al de un hombre. Esto es falso. Si bien es cierto que existen mujeres que practican el fisicoculturismo, no es correcto pensar que hacer ejercicio con pesas tiene como único objetivo esa práctica. El ejercicio contra resistencia o ejercicio de fuerza es muy beneficioso para la salud, tanto para hombres como para mujeres. Hacer ejercicio de fuerza por lo menos dos veces por semana, aumenta la densidad de minerales en los huesos, es decir que este ejercicio fortalece los huesos y previene su deterioro.
  7. Haciendo abdominales ¿voy a bajar la pancita?. Mis estimadas lectoras, lamento desilusionarlas si hasta ahora decidieron creer en esto. Claro que ayudan pero no es lo único.

La pancita se baja…

1.- con ejercicio aeróbico

2.- ejercicios que te demanden un tiempo constante de trabajo (20 minutos como mínimo). A mi me gusta el baile y así hago aeróbico y el cuerpo me responde rápido

3.- cuidando lo que incorporas a tu dieta (nada de helados, ni gaseosas, frituras, hamburguesas y embutidos, entre otros).

Así que espero, que les sirva para su guía diaria de ejercicios.



Deja tus comentarios aquí: