Autoconfianza versus necesidad de aprobación

Todos en algún momento buscamos la aceptación, reconocimiento y aprobación de otros, pero cuando la aprobación se convierte en necesidad más que en satisfacción hay un problema.

Tienes necesidad de aprobación cuando:

  • Te afecta sobremanera que otros opinen diferente a ti
  • Te preocupa demasiado que otros hablen mal acerca de tu vida
  • Pides disculpas constantemente porque sientes que todo lo que haces no está bien
  • Te excedes en tus demostraciones esperando siempre una respuesta de la otra persona

Todas las personas percibimos el mundo de manera diferente, por lo que es inevitable generar desaprobación en los demás.

La mayoría de los problemas que tenemos están relacionados con una evaluación negativa que hacemos sobre nosotros mismos. La falta de confianza surge cuando se piensa que no se poseen los recursos internos o capacidades para resolver una situación. Por el contrario, la autoconfianza se basa en creer en uno mismo más allá de las opiniones que otros puedan tener sobre lo que hacemos y decimos. Vivir la autoconfianza significa apoyarnos en nuestro propio juicio para actuar confiando en nuestras capacidades y aptitudes. Es reconocer el poder interno para tomar decisiones sin temor a equivocarnos.

Acepta que muchas personas piensan diferente a ti y seguramente desaprobarán tus actitudes y opiniones. Si sientes que tienes necesidad de aprobación pregúntate qué es lo que estás buscando realmente ¿Qué sucede con tu niño/a interior?

Comienza por valorarte. Identifica y reconoce lo bueno en ti, lo que te hace diferente y único. La opinión de los demás no tiene porque afectar tu valor personal.

Emite tus opiniones soltando las creencias que puedes afectar a alguien o que te dejarán de querer por eso. Libérate de todo aquello que te hace infeliz, de lo que piensan y dicen otros de ti que puedan afectarte. Reflexiona sobre situaciones o relaciones en las que sientes que te hace falta confianza y asume actitudes diferentes a partir de hoy. Recuerda momentos en tu vida en los que has confiado en ti, que te has sentido seguro/a y mantenlos siempre contigo.



Deja tus comentarios aquí: