Automotivación una tarea pendiente en los líderes

Con la llegada de la Globalización y su consiguiente impacto, han germinado cambios importantes y significativos en la actualidad empresarial. El Liderazgo y la dirección de personas es quizás uno de los aspectos que aún no terminamos de asimilar, y…es, que la construcción de un equipo de trabajo altamente competente y motivado ya no se logra con las filosofías que surgieron hace más de una década atrás.

Por esta razón; en nuestro HOY el líder en su empresa  debe desarrollar la tarea fundamental de conseguir que sus colaboradores estén motivados y preparados para el cambio, dispuestos a adaptarse a los nuevos retos que la empresa tenga que asumir en función a la dinámica de su entorno.

apuntalar liderazgo

Quizás en este momento, Ud. se esté haciendo estas preguntas, ¿Qué hacer? ¿Como se logra?.

Cuando se habla de la palabra MOTIVACIÓN, debemos entender que esta, no existe sin encontrar una causa (razón) que se desea lograr a partir de una acción o camino. La motivación es el motor que impulsa a cualquier persona para llegar hasta el final de un objetivo, alcanzando o cumpliendo cada una de las acciones que se proponga. Todas las personas poseen esperanzas, deseos, retos, sueños; y para alcanzarlos es necesario ponerlos en acción.

Esto significa que las personas no pueden avanzar sin motivación, al igual que, si no hay avance, estímulos, refuerzos, feedback, la motivación se extingue, dando paso al efecto inverso, la desmotivación. Es un ciclo constante y una relación directa, se puede decir que depende de cada persona individualmente, porque ella misma conoce cuáles son los impulsos que la llevan a la acción.

Partiendo de lo descrito, pudiésemos afirmar que la motivación más potente, esa que es efectiva, perdurable en el tiempo y resistente a los embates del entorno, esa Motivación de la que tantos autores comentan, y resulta tan cuesta arriba alcanzar en los equipos de trabajo…esa citada motivación es la que denominaremos Automotivación.

Siendo así, podemos responder a sus preguntas diciéndole que; el líder de su empresa, tiene la tarea de estimular la automotivación de su gente, desarrollando en cada uno de sus colaboradores factores como: autoestima, autoconfianza y autogestión. .. y reforzándolos cuando sea necesario.

Cultivar la importancia de una actitud positiva ante las metas y retos. Trabajar siempre en convertir todos los por qué en para qué y cuál es el propósito para cambiar y adaptarse constantemente a la dinámica de la organización y del entorno.

Debe siempre provocar el cambio en el equipo y cada uno de sus miembros, manteniendo la premisa de que si se sigue haciendo lo mismo se obtendrán los mismos resultados. Para esto es vital reconocer que cada colaborador es importante y que debe obtener su máximo rendimiento personal y profesional dentro de la organización, sin dejar de pasar por alto que el valor de equipo tiene más y mejores resultados que cada miembro individualmente.

Sin embargo, es fundamental que nuestros líderes estén automotivados, así como que este consciente de quién es ahora mismo y plantearse qué es lo que le gustaría que le pasara en determinado  momento con su vida personal, profesional y que espera obtener de la relación con sus colaboradores, dejar atrás las creencias y limitaciones que no limiten el cambio individual y de su equipo.

Si esto se convierte en una práctica constante en la dirección de personas, la sinergia de los equipos de trabajo será un hecho, crearemos un espacio en el que cada persona asumirá la responsabilidad de crear propuestas válidas, ajustadas a las demandas del entorno y que en conjunto se comprometan a llevarlas a cabo, para alcanzar resultados de éxito, eficientes y permanentes en el tiempo, para la organización.

En definitiva, una clave importante para llevar a la empresa hacia la trasformación y el cambio;  COMIENZA por formar y desarrollar LIDERES AUTOMOTIVADOS que se ocupen de crear un entorno que propicie la automotivación de sus colaboradores y desechar las prácticas desmotivadoras;  y por supuesto, que sean conscientes de una premisa esencial: Los factores de motivación de su gente están muy ligados a factores emocionales como el reconocimiento, conocer a la persona, valorarla o realizar actividades y responsabilidades con sentido. Un líder Automotivado, guía, acompaña, orienta, y produce…Un gran equipo de alto desempeño.

Todo esto contribuirá al desarrollo estratégico del Talento en la empresa, consolidando equipos de alto desempeño que sean capaces de conseguir resultados ajustados a las necesidades presentes y destacar a su organización de las demás hacia la competitividad empresarial.

María Inés Castillo González 

www.gerenciandoeltalento.com

@g_eltalento

 



Deja tus comentarios aquí: