Conexiones desde el corazón

En la vida existen muchas formas de conexión. Uno puede conectarse por medio de un abrazo, una sonrisa, la música, las palabras, incluso el silencio. A veces las palabras no hacen falta y una mirada lo puede decir todo. Si abrimos mas nuestro corazón descubriremos que conectarnos con lo demás es más fácil de lo que pensamos. Siempre tendemos a juzgar por la primera impresión que alguien nos da. No se debe juzgar a nadie por su cobertura. Lo hermoso a veces está debajo. A veces nos cuesta abrirnos cuando conocemos a alguien por primera vez. En otros casos es como si conociéramos a esa persona de toda la vida. Hay personas con las que nos conectamos desde la primera vez que la conocemos. Es como si nuestro corazón supiera que esa persona es alguien especial que necesitamos en nuestra vida. Realmente creo que hay personas que están destinadas a conocerse y hacerse amigos para toda la vida. Otros están destinados a ser pareja y pasar su vida juntos. Cuando los encuentros son desde el corazón deben de celebrarse y cultivarse. La amistad debe regarse a menudo. Lo mismo que las relaciones de pareja. Dios sabe lo que hace y siempre escribe recto con líneas torcidas. Nada es al azar y si sabemos comprender veremos que todo, absolutamente todo lo que nos ocurre siempre es para lo mejor. Aún los cambios que a veces nos cuestan aceptar. La vida es una sumatoria de experiencias, de vivencias. Todo está conectado y nada ocurre por azar. Unas personas llegan a nuestra vida y solo se quedan por poco tiempo. Otras permanecerán con nosotros para siempre porque aún cuando no esten fisicamente estarán siempre en el corazón. Lo más hermoso es como de la manera menos inesperada se puede conocer a una persona que termina siendo muy especial en tu vida. Celebro la forma en como el yoga me ha hecho conocer personas maravillosas. Seres llenos de luz, amor, paz, sabiduría. No pensé que una disciplina que suponía era principalmente para la salud, fuera una panacea para el alma. El yoga te hace conectarte con los demás desde el corazón. Entiendes que todos somos uno pues venimos de la misma fuente de amor. Que el creador, Dios, o como desees llamarlo es el mismo para todos. Ojalá todos pudieran experimentar la alegría que supone tener personas tan bellas en tu vida. Seres que te aman como eres y que te complementan. Cuando se aprende a ver con el corazón vemos que todos somos hermosos, pues la belleza reside adentro, no afuera. Agradezco a la vida haberme puesto el yoga en mi camino. A través de el he conocido a personas que me han nutrido y me han ayudado a ser mejor persona. Celebro la vida y los encuentros desde el corazón.



Deja tus comentarios aquí: