Del arte de equilibrar el espacio al arte de equilibrar el ser (Parte 2)

En la entrega anterior hablamos de la importancia de mantener un ambiente limpio y ordenado, por lo que aquí te dejo algunos consejos prácticos para activar la energía.

1.       Habitación.

  • Saca todas las cosas que crean desorden visual o energético y que no pertenezcan al dormitorio. Esto incluye: el televisor, aparatos deportivos y cosas relacionadas con el trabajo.
  • Limpia el desorden debajo de la cama (sí, todo lo que escondes o guardas). Esto no es negociable ;-).
  • Ordena y limpia a fondo tu clóset. Regala o vende cualquier cosa que no hayas usado en mucho tiempo. Por favor, se realista y olvídate de los ‘por si acaso’: si no lo has usado en 6 meses o más es poco probable que lo uses luego.

2.       Cocina. En Feng Shui la cocina se relaciona con el hígado y este órgano es el que se encarga de desintoxicar el organismo. Así que hazle un gran favor a tu salud armonizando tu cocina.

  • Ordena el refrigerador
  • Limpia la estufa, así como las ollas y utensilios.
  • En lo posible utiliza productos de limpieza amigables con el medio ambiente.
  • Limpia los cajones, superficies, lámparas, ventanas, etc.

3.       Entrada principal. A la puerta principal se le llama ‘la boca del chi’ (o energía). Desde el momento en el que entras por la puerta tu energía está buscando donde enfocarse, por lo que:

  • Quita todo artículo que tengas en la puerta principal que represente un obstáculo: papeleras, desperdicios, juguetes, cualquier cosa.
  • Si eres de los que todavía recibe correspondencia en papel, puedes colocar un buzón que permita acumularla mientras la clasificas y desecha la que no te interese.
  • Incorpora algún elemento que sea inspirador para ti; recuerda que es la primera impresión al entrar a tu hogar. ¿Qué te gustaría ver al llegar después de un largo día de trabajo?

Te aseguro que cuando termines empezarás a sentir los beneficios: tendrás más claridad, verás todo con más pureza y dejarás ir aquello que ya no te sirva. Luego de la limpieza, puedes pensar en incorporar los 5 elementos, bien sea con colores o materiales para potenciar las cualidades que quieres desarrollar:

DSCN4558

Agua: independencia, objetividad, sanación, espiritualidad, flexibilidad, energía sexual. Color: crema. Materiales: cristal, vidrio, fuentes de agua.

Tierra: motivación, competencia, claridad mental, decisiones rápidas, comunicación, persistencia, sensibilidad. Colores tierra, amarillo, blanco. Esculturas de arcilla, telas, alfombras, plantas.

Metal: romance, placer, reconocimiento, organización, sentirse en control, liderazgo, sabiduría. Color: plateado, dorado, rosado, rojo pálido. Objetos de metal (no puntiagudos), reloj de péndulo.

Fuego: expresión, pasión, emoción, sociabilidad, orgullo, notoriedad.  Color: Purpura intenso, rojo. Lámpara de mesa, velas.

Madera: ambición, Confianza, asertividad, actividad, nuevos proyectos. Color: verde claro.  Plantas naturales.

¿Estás [email protected] para cambiar tu espacio? ¡Actívate!

 



Deja tus comentarios aquí: