Día Mundial contra el Cáncer de Mama

La conmemoración del Día Mundial contra el Cáncer de Mama se realiza cada 19 de octubre, con el objetivo de aportar mayor información sobre esta enfermedad, de cómo se origina y cómo se puede prevenir, además de recalcar la importancia de su detección a tiempo, ya que se trata de un tumor maligno muy fuerte que afecta a 1,38 millones de personas en el mundo anualmente, de las cuales fallecen 458 mil, según la Organización Mundial de la Salud.
Esta campaña a nivel mundial se lleva a cabo para concientizar a todas las personas sobre lo importante que es hacer exámenes de prevención a tiempo, como las tomografías, las mamografías, así como la autoevaluación por medio del tacto. Este padecimiento sí se puede curar cuando es detectado en una etapa muy precoz. Esta enfermedad tiene un rango de aparición en mujeres mayores de los 30 años. Sin embargo, siempre es aconsejable realizar la autoevaluación mamaria a partir de los 20 años.¿Qué es lo que se busca con este autoexamen?
Saber si existe la presencia de un abultamiento en alguna parte del seno, del tamaño de un grano o de una avellana, de consistencia dura e inmóvil. También se busca detectar si existe alguna asimetría anormal, si el pezón está en una posición retraída o invertida, si hay algún cambio del color en la areola, si ha cambiado la textura de la piel, si presenta manchas rojas, textura de piel de naranja o si se sienten agrietadas, si se visualizan más venas de lo normal, etc.

Gracias a los avances de la ciencia y la medicina, muchos pacientes logran salvarse, conformando un índice de 80% en América del Norte, Suecia y Japón, en 60% en países con mediano ingreso y en un 40% en países con poco ingreso.

¿Cómo hacer la autoevaluación de mamas?
Esta debe realizarse cada mes luego de la menstruación o, en su defecto, en un día fijo mensual. Primero debe observar ambos senos frente a un espejo, con los brazos abajo, para observar si existe alguna anomalía. Se deben tocar para ver si la piel sigue siendo lisa. Luego, deben levantarse los brazos hacia arriba y observar nuevamente tanto de frente como de perfil, para ver si hay algún problema con el tamaño o la forma de ambas. Seguidamente, debe acostarse en la cama y con el brazo izquierdo arriba con la mano detrás de la cabeza, para comenzar a palpar toda el área del seno izquierdo y de la axila con dos dedos juntos. Este mismo procedimiento se hace con el seno derecho.

Por Nadja Méndez Cuberos
Con información de mdanderson.es y Noticias24


Deja tus comentarios aquí: