El ejercicio Dar

El refranero dice “hay que ponerse en sus zapatos” como metáfora para entender lo que puede sentir otra persona en determinada situación, pero realmente ¿Qué tan frecuente es este ejercicio? El asunto es que a veces pasa y no nos damos cuenta y eso es justo lo que me pasó y en la versión Dar.

Primera parte del ejercicio

Un buen día decidí dar el paso, así que fui a ser donante. Algo que hacen mucho y por fortuna cada día más. Se trata simplemente de dar un poco de ti y como es tan común pues no me esperaba la reacción de quien me atendió. Al llegar al hospital le digo a quien me atiende que quería ser donante de médula; sorpresa la sonrisa que puede ver. Esta persona entró a buscar los formularios y desde fuera pude escuchar la alegría con la que le comentó a la compañera, seguidos de comentarios todos muy positivos. Regresé a casa contagiada de ese buen rollo.

Segunda parte del ejercicio

Otro buen día me decido lanzarme al agua y escribir a una empresa farmacéutica que por favor nos donaran medicamentos. Aquí la motivación seguía siendo dar, pero algo material que mejoraría la calidad de vida de un chico de muy escasos recursos y cuya historia conozco por una especialista en esto de dar. Cuál fue nuestra sorpresa al recibir una respuesta  positiva. ¡Nos dieron las cremas! le dije a la especialista en dar. Ahora fuimos nosotras las que hicimos el buen rollo. Buen rollo con que hicimos las maletas para que ese donativo llegara a destino.

Hasta aquí aún no sabía que había hecho el ejercicio; lo supe cuando le conté al editor de Inspirulina la alegría que nos había dado ese donativo y la alegría de esa persona que nos lo dio y como es de esperar en él me motivó a contarlo. Escribir de lo personal no se me hace fácil, así que reflexionando a ver como cuento esto me di cuenta que lo que había pasado fue el ejercicio de los zapatos y el buen rollo venía del Dar, ese que Eli había leído entre líneas.

La explicación  es como dice la canción Dar es Dar y cuando el mundo me pregunta yo le digo que Dar es Dar, así sin marcar las cartas simplemente dar y es solamente mi manera de andar.

La canción dice que el vuelto siempre es de más, pues si el vuelto es el buen rollo del que siempre quiero más.

Lo mejor de dar, es dar las Gracias; palabra mágica decía mi madre, así que gracias a ti.

 



Deja tus comentarios aquí: