El mes del amor contigo mismo

Llego febrero, los corazones, los chocolates, muchos preparativos para halagar y demostrarle amor a nuestra pareja y amigos… pero en esa lista usualmente falta lo más importante: ¡nosotros mismos! Este mes te invito a que comencemos los preparativos del mes del amor contigo como el número uno de la lista, porque solo si estamos contentos, sanos y en armonía con nuestro ser interior será posible que todo el amor que tenemos para dar pueda ser entregado y recibido de manera efectiva. Es el mes de dar, recibir, compartir y aunque hoy me voy a dedicar a darte recomendaciones de cómo consentirte y regalarte un poco de tiempo y bienestar, no significa que no podamos compartirlo con ese compañero o compañera que hace que nuestra vida sea plena y completa.

feliz_respiraComo les adelanté, estoy convencida de que Cupido estará feliz de que aprovechemos un tiempito para nosotros mismos y por eso la primera recomendación va a ser que nos tomemos un día para relajarnos y meditar mientras caminamos en la playa o en un sitio que nos agrade. Otra opción es consentirnos con un pedazo de chocolate rico, preferiblemente oscuro y cargado de antioxidantes, que podemos acompañar de unas fresas rojo brillante y muy dulces… ¿suena rico verdad?

Y ¿qué te parece si una de estas tardes de febrero disfrutamos de una copa de un excelente vino tinto rico en flavonoides mientras oyes tu música preferida o lees un libro de poemas de esos que nos estrujan el alma?  O mejor aún, ¿tomar un baño relajante con sales, velas y aromaterapia y un sonido de fondo que nos invite a relajarnos, disfrutar y reparar hasta la última célula de nuestro cuerpo?.

Mantengamos nuestro foco en continuar incorporando elementos nuevos, nutritivos y naturales en nuestra dieta en este mes del corazón, para optimizar nuestra salud y disfrutar al máximo la experiencia. Prepárate un té de jengibre pero a la antigua, usando la raíz de la planta para que balancees tu cuerpo, la función digestiva y logres inmediatamente un estado de relajación total.

Pero en el caso de que seas de esos o esas que prefiere compartir con sus seres queridos, quizás sea hora de preparar un pastel con los mas pequeños donde el ingrediente principal sea el amor junto con harina integral, zanahoria o chocolate, azúcar morena, leche y huevos orgánicos… Al final a lo que te estoy invitando es a que en este mes del amor te prepares desde adentro de ti para compartir tu mejor versión con tu media naranja, tu familia y tus amigos.

Trata de establecer contacto con alguna amistad del pasado, de la cual guardas un buen recuerdo que quisieras reactivar y sobretodo disfruta de ti mismo y agradece a Dios por la fortuna de estar sano y sentirte querido.

 



Deja tus comentarios aquí: