El otro es mi espejo (II)

Como les prometí, esta historia continua, hoy voy a entrar aún más en la profundidad de este método de Crecimiento Personal conocido como «Los Espejos»

Voy a comenzar por explicar ¿cómo funcionan «Los Espejos»?

En mi artículo anterior El otro es mi espejo expliqué: «todo lo que captamos en el otro, de positivo o negativo es nuestro reflejo», pero ¿por qué sucede así? En el Universo todo está interconectado, somos campos de conciencia de una misma energía, para ser más clara, es como si tú fueses un dedo de la mano y tu pareja, amigos, hijos, etc. son los otros, todos forman parte de la misma estructura, es decir, la mano, pero tienen cierta individualidad como dedos.

¿Te ha sucedido que pones tu atención en algo, en lo que nunca te habías interesado, y de repente informaciones del mismo tipo vienen a ti?Y como todos formamos parte de una misma energía, el universo es nuestro reflejo, todo lo que sucede al interior de nosotros lo vemos al exterior o lo interpretamos según lo que estamos viviendo.

 

Tipos de espejo

Ahora es importante aclarar algo, la mayoría de las personas utilizan esta herramienta en un solo sentido, es decir, si tengo un problema de rabia, voy a atraer gente rabiosa, para que me recuerde mi situación, además viviéndola y sufriéndola con los otros voy a tener ganas de resolverla, esto es así, aquí podríamos hablar de ESPEJO DIRECTO.

el-otro-espejo1

También está el ESPEJO INDIRECTO, en el cual una situación no tiene en apariencia relación con nosotros, un buen ejemplo de esto son los niños, excelentes reveladores. En una sesión un cliente me contó que no le gustan los muchachos, no soporta verlos gritando y corriendo por todas partes, la agitación, la vida de estos, lo ponen de muy mal humor, evidentemente, no quiere hijos.

Me pareció interesante pues considero que nuestra relación con los chicos está directamente relacionada con la relación a nuestro niño interno. Lo llevé en terapia a su niñez, inmediatamente me di cuenta que vivió en un hogar rígido, lleno de reglas, donde no pudo expresar la vida, la alegría propia a los primeros años de vida, se le imponía comportarse como un adulto, no tenía derecho a correr, gritar, reírse fuerte.

Cuando le pedí las tomas de conciencia que había tenido durante la sesión, rompió a llorar y me respondió «mi infancia fue infeliz y los niños del mundo están allí para recordármelo, mi niño interno necesita vivir, ser feliz».

Este tipo de espejo explica la pregunta que a veces me hacen: yo no fumo y no soporto ver a nadie fumando, ¿donde está el espejo? el espejo puede ser interpretado de varias maneras, en ese caso:

  1. La gran mayoría de los fumadores no son respetuosos con los demás, ¿lo eres tú con los fumadores?
  2. La gran mayoría de los fumadores se permiten el placer de fumar sin pensar lo que los otros puedan pensar de ellos, ¿eres capaz de hacer lo mismo con tus placeres?
  3. ¿Tienes algún vicio destructor?
  4. En lugar de fumar eres adicto al azúcar, alcohol, comida, TV, juegos de video…el-otro3

El último tipo de Espejo es el TRANSPARENTE. Les recuerdo algo, esta clasificación es mía, de repente otros autores lo llamarán diferente. Se trata de actitudes, conductas, que los otros ven en ti, la gente te habla de ello con frecuencia, pero tú no estás consciente o no te sientes identificado con lo que te dicen, solo que se repite una y otra vez. Este tipo de reflejo no hace sufrir a su propietario, pero sí a quienes lo frecuentan y sobre todo a sus allegados.

Cuando muchas personas te hablan de algún aspecto en ti, es probable que lo tengas y que aún no ha emergido a tu conciencia, es una antesala, una maduración, es decir, pronto estarás listo para liberarte de ello, si así lo escoges.

 

 



Deja tus comentarios aquí: