El peso ideal como reflejo de una vida sana

Hace poco me llegó una solicitud, de esas que mandan por las redes sociales todos los días. “Reshaping Reality”, que podríamos traducir como “dándole una nueva forma a la realidad”. Se trataba de una solicitud al Departamento de Educación de Estados Unidos pidiendo que haga obligatorio la educación sobre imagen y desórdenes alimenticios en los primeros años de educación secundaria.

En la solicitud que circula change.org, citan unos datos más que alarmantes de la Asociación Nacional de Desórdenes Alimenticios; por ejemplo: “A los 6 años, especialmente las niñas, comienzan a expresar preocupación por su figura y su peso. Entre un 40 y un 60% de las niñas en la escuela básica se preocupan por su peso y por engordar demasiado”.

Preocuparse por la figura y el peso, no está mal. El problema está en que desde la infancia estemos llamados a convertirnos en esclavos de una imagen ideal de súper modelos, por un lado, mientras por el otro recibimos mensajes de comer más de lo que necesitamos y peor de lo que debemos. Esto trae como consecuencia que vayamos por la vida oscilando entre el comer exageradamente y matarnos de hambre. Y en el mejor de los casos, nos hace esclavos de una tras otra fórmula mágica que promete quitarnos esos kilos para siempre… o hasta que llegue otra.

En los últimos años se ha multiplicado la cantidad de dietas y productos mágicos para adelgazar, mientras que la obesidad sigue en aumento. Tanto, que desde el 2004, el Centro de Control de Enfermedades de Estados Unidos la considera el factor de riesgo número uno para la salud y recientemente la Asociación Americana de Medicina de Estados Unidos la declaró una enfermedad.

El problema no es que vivamos como un yoyo subiendo y bajando de peso. El problema son las consecuencias para la salud y la autoestima que acarrea la obesidad y el impacto en la salud de dietas inclementes y píldoras o productos milagrosos.

El peso debe ser el reflejo de una vida sana en general, de una combinación de buena alimentación, ejercicios y equilibrio emocional y espiritual. Un estilo de vida que además debemos asumir como ejemplo para nuestros niños si no queremos seguir contribuyendo con una generación llena de complejos, con baja autoestima y problemas de salud.

Banner InspirulinaSi estás en Miami y deseas emprender tu camino hacia el bienestar, te invito a participar en el “Taller Vive Sano y Feliz”, dictado por la consultora de salud holística, Nathaly Salas-Guaithero. Un taller que te dará las herramientas básicas para sentirse bien por dentro y verse bien por fuera sin fórmulas mágicas que pueden poner el riesgo su salud; a manejar las emociones que muchas veces nos hacen comer de más y relacionar los alimentos con un falso bienestar, además de entender qué tipo de ejercicios son los adecuados para ti. El taller se realizará el próximo sábado 24 de agosto en el hotel Aloft de Doral. Solo tienes que hacer click aquí https://www.facebook.com/events/271313429673853/ para obtener información e inscribirte.

 

 



Deja tus comentarios aquí: