Expoyoga 2012: un evento místico para erradicar el estrés en Caracas

No es secreto que Caracas es reconocida por sus altos niveles de tráfico y estrés, pero ciertamente desde hace unos años, se ha venido gestando un movimiento que promueve la búsqueda incesante de la calidad de vida en esta selva de cemento.

Diversas personas y organizaciones están logrando sumergir a Caracas en la bien conocida práctica milenaria que promueve el equilibro de la mente, el cuerpo y el espíritu: el yoga. Se puede ver el auge de los centros de yoga en Caracas, el yoga en los parques, y la toma de las plazas por los yoguis, donde uno puede ver a cientos de personas en tal sintonía, que ni las cornetas de los autos pueden con esas intenciones de crear valor en la sociedad. Tal ha sido el impacto de este movimiento, que el fin de semana del 16 y 17 de septiembre de 2012, se celebró la Expoyoga 2012 en el Mercado Principal de Chacao, lugar donde normalmente se comercializan productos de consumo, pero en esta ocasión, repleto de personas en ropa fresca y haciendo posiciones que más de uno pudiera pensar imposibles para el ser humano.

El evento se dividió en tres secciones, una donde se encontraban empresas que comercializaban productos de bienestar, dentro de las cuales pude destacar a Yogranola, con sus deliciosas galletas de granola, Honey Mustard con sus creativas prendas yoguis, y la gente de Shiatsu comercializando máquinas masajeadoras, magníficas para ser utilizadas en el auto y disfrutar de una buena cola por la Francisco De Miranda mientras recibes un masaje de espalda.

Denexpoyoga2012tro de la sección comercial, pude encontrar un mini restaurant donde saboreé los llamados Frutiwraps: frutas, dátiles, lechuga y más, enrollados en hojas de mango deshidratado. Seguidamente pude disfrutar de unas hamburguesas veganas necesarias para las actividades de la última sección de la feria: las escuelas de yoga.

Tres salones fueron destinados a las diversas escuelas e instructores de yoga, pero algunas clases fueron tan concurridas, que hasta la azotea del Mercado fue habilitada para tales actividades, una de ellas, fue la clase de Adriana Monroy y su Chandra Namaskar, simplemente una excelente clase, lástima que era mediodía y el sol le puso un factor adicional de exigencia a la ya rigurosa clase. También estuvo la gente de Yoga de la Risa, organización que promueve la risa y la respiración como método liberador de estrés en niños, empresas y ¡hasta cárceles! Otra interesante actividad fue la meditación con el agua de Sakti Akuana, sus palabras y su técnica de potenciar al agua con buenas vibraciones hicieron de esta actividad algo realmente místico. Así como estas, pude encontrar una decena de escuelas e instructores que hicieron de la exposición una experiencia física y espiritual.

Eventos como la Expoyoga 2012 demuestran que la cultura oriental está llegando al occidente para mostrarnos un sendero de paz y de equilibro, y demostrarnos que se puede encontrar el blanco en lo negro, lo bueno en lo malo y la paz en el caos.



Deja tus comentarios aquí: