Libérate del estrés laboral en 7 pasos

Libérate del estrés laboral en 7 pasos

Pasar horas en una oficina puede ser estresante para ti, ¿cierto? Existen muchísimas estrategias para que puedas relajarte desde tu sitio de trabajo e, incluso, sin necesidad de desconectarte de tu computadora. ¡Hoy te contamos algunas de ellas para que las pongas en práctica desde ya!

1. Viaja con tu mente

Soñar despiertos no hace daño, ¡todo lo contrario! Si quieres viajar con la imaginación, dedica por lo menos dos minutos de tu tiempo para revivir buenos momentos durante tus vacaciones favoritas o cualquier día importante para ti. Échale un vistazo a esas fotografías de tu cabeza que te hacen feliz. Verás cómo tu ánimo cambia y tu cuerpo se libera del estrés.

2. Encuentra paz en internet

Sabemos que desconectarnos es importante, pero no siempre se puede. La mayoría de los trabajos de oficina requieren del uso constante de las computadoras e internet, por eso puede ser difícil alejarse. Sin embargo, en la red puedes encontrar algunas páginas que te den la dosis de inspiración y motivación que necesitas para animar tu día. ¡Elige tus favoritas!

3. Descarga aplicaciones para desestresarte

Como indican en el portal Huffington Post, tu teléfono inteligente puede ser uno de los culpables de la tensión que sientes durante el día debido al constante bombardeo de información que recibes.

4. Coloca aceites esenciales en tu escritorio

Tal vez te parezca extraña la idea de llevar aceites a la oficina, pero puede funcionar. La aromaterapia reduce los niveles de estrés. Uno o dos olores podrían hacerte sentir casi tan relajado como si estuvieras en un spa.

5. Gira en tu silla

¿Recuerdas lo divertido que era dar vueltas en una silla con ruedas cuando eras niño? ¡Aún lo es! Lo mejor es que puedes hacerlo desde tu oficina. Saca tu niño interno y comienza a girar. Un poco de movimiento siempre es una buena opción para levantar la energía.

6. Intenta un ejercicio de respiración

Aprender a controlar la respiración es vital para relajarse y, por supuesto, reducir el estrés. Lo bueno de todo esto es que no importa el lugar, sólo es necesario que estés tú. Comienza a practicar ejercicios de respiración donde lo necesites y cuando lo desees.

7. Programa tu playlist

Esta será, quizás, uno de los trucos favoritos. Lo único que necesitas hacer es ordenar tu lista de canciones y agregar aquellos temas que te hagan sentir a gusto y te den energía para cumplir con tu trabajo.

Para que no queden dudas de los beneficios de la música, Huffington Post indica que un estudio realizado en 2012 mostró que la música puede ayudar a mantener el estrés bajo control.



Deja tus comentarios aquí: