Lunes sin carne: ceviche de mango

El mango es una fruta originaria de la India y fue traída a nuestro continente por los portugueses. Sin embargo se ha adaptado tan bien a nuestro clima tropical que es posible encontrar matas de mango en muchos países de Latinoamérica. En Venezuela es parte de nuestro patrimonio gastronómico y lo comemos de muchas maneras, en jugo, en jalea, en el desayuno, el almuerzo o la merienda. Tan es así que podemos encontrar muchas expresiones cotidianas que le hacen referencia: «es un arroz con mango» para decir que algo está enredado o desordenado o «como mango bajito» para indicar que algo es fácil como los mangos que están al alcance de la mano a diferencia de los más altos.

ceviche-mango1

Esta fruta no sólo es deliciosa, sino que además posee numerosas propiedades beneficiosas: tiene un alto contenido de vitaminas A y C, es antioxidante y contiene muchos flavonoides lo que se ha destacado como una función anticancerígena. 

Esta receta es una variación del ceviche peruano. Llegó a casa por recomendación de un familiar y sobre la marcha la hemos ido variando. Mi mamá la prepara con frecuencia en almuerzos familiares pues es muy fresca y a la gente le encanta.

Si te animas te aseguramos que sorprenderás a tus amigos.

Ingredientes

4 mangos medianos: puedes jugar con el nivel de maduración. A mí me gustan verdes y firmes pero puedes combinar para darle variedad en el color.

Una cebolla mediana (otra vez, si quieres que sea más colorida prueba usando cebolla morada)

Sal y pimienta

Cilantro

Jengibre

Jugo de limón

Un chorrito de vodka (también puedes usar alguna de estas bebidas gasificadas que tienen vodka)

 

ceviche-mango2

Preparación

Puedes cortar los mangos y las cebollas bien sea en dados o en julianas.

Pica el cilantro bien chiquitico, así como un pedacito del jengibre. La cantidad de jengibre que le pongas dependerá de si te gusta su sabor. Esta es una discusión que sostengo cada vez con mi mamá porque a mí no me gusta demasiado. 

Adereza con sal, pimienta y limón al gusto. La idea es que no quede ni muy seco ni como una sopa. Mezcla todo muy bien.

Añádele un chorrito de vodka. Le da un gusto extra pero debes verificar que todos los comensales puedan tomar alcohol.

Puedes prepararlo temprano y mantenerlo en la nevera varias horas e incluso días para que se macere. Si le sirves a cada invitado su porción en copas o vasos cortos le da un toque especial.



Deja tus comentarios aquí: