Lunes sin carne: pudín de chía

Se dice que la dieta de los aztecas y los mayas incluía a la chía como un alimento básico, y hoy día podemos entender el por qué, ya que es considerada un superalimento gracias a su composición y su valor nutricional, siendo una fuente vegetal de ácidos grasos (Omega 3), contiene gran cantidad de proteínas, aminoácidos, vitaminas, minerales y fibra; ayuda a controlar los niveles de colesterol y a estabilizar la presión arterial; facilita la digestión mejorando el tránsito intestinal; favorece a la regeneración de tejidos; controla los niveles de azúcar en el cuerpo y ayuda a controlar el apetito.

Las semillas de chía se pueden ingerir en jugos naturales, ensaladas, en la avena del desayuno, en sánduches y también a manera de postre.

Este pudín de chía básico es increíblemente fácil de preparar y no tengo palabras para expresar lo divino que resulta ser. También puedes dejar volar tu imaginación y agregar coco en hojuelas, cacao, algunas frutas, vainilla o canela y siempre resultará exquisito, refrescante y muy nutritivo.

Preparación: 3 minutos

Porción: 2 personas (o una, yo lo hice y me lo comí todo yo sola)

Ingredientes

1/4 taza de semillas de Chia negra

1 sobre de stevia

2 tazas de leche de almendras

ralladura de limón al gusto

Preparación

pudiìn de chiìaEn un plato hondo, verter la leche de almendras y mezclar con la stevia hasta diluirla. Rallar la concha de limón al gusto (debe ser sólo un toque para ‘perfumar’ la mezcla). Agregar las semillas de chia procurando que todas queden empapadas. Tapar y meter a la nevera por un mínimo de 1 hora. Puedes probar tu pudín y darte cuenta de lo delicioso que es.

Una excelente alternativa para disfrutar de una merienda o postre saludable, que resulta súper agradable al paladar, apto para vegetarianos, veganos y carnívoros por igual.

 

 

 



Deja tus comentarios aquí: