Medito es igual a me edito

Medito es igual a me edito

Medita y reduce los efectos del estrés. Aumenta el autoconocimiento. Mejora la capacidad de atención y concentración. Potencia la memoria y las funciones cognitivas. Ayuda a mejorar el estado de ánimo. Meditar es un entrenamiento mental, ya que desarrollas cualidades como la atención plena, la compasión y el optimismo; y al mismo tiempo aprendes a gestionar dificultades como el estrés, la ansiedad y los pensamientos obsesivos. Si nos entrenamos con la suficiente frecuencia, estas capacidades dejan de ser eventos mentales pasajeros y se conviertan en nuevos hábitos. 

Con la meditación diaria estarás relajado, amoroso, cariñoso, amable, alegre y atento a todo lo que acontece en tu vida cotidiana. Además, se ha demostrado claramente el vínculo entre el envejecimiento y las hormonas de estrés. La meditación armoniza la mente y el cuerpo que va directamente a la raíz de la respuesta al estrés. Logramos liberarnos de las tensiones con la meditación. Sí meditas tu cuerpo, tus órganos y tus células se convierten en tu cielo. Ya que se descubre que los niveles de cortisol y adrenalina son menores en quienes meditan. Así es: la meditación disminuye la edad biológica. Meditar es encontrar la paz interior, en medio del trajín diario. La práctica de la meditación data de miles de años en diversas culturas y  religiones de la humanidad,  y está conectada a la tradición budista. 

El objetivo principal de la Meditación es buscar tu propio centro. Meditando adquieres la capacidad de neutralizar todas las emociones, pensamientos y sentimientos. Ya sabes lo que es bueno para ti y sabes lo que es la dicha. Estar centrado es el primer paso para ser libre y vivir tranquilo. La Meditación te da fortaleza. En la actualidad, en las sociedades occidentales, la meditación ha adquirido un nuevo papel totalmente separado de la religión. Hoy, la meditación es utilizada también por las ventajas que aporta para el bienestar y la buena salud mental. 

La meditación: reduce el estrés, la ansiedad, las tristezas y la depresión. La meditación fortalece la madurez emocional. Desarrolla la capacidad de enfoque y la concentración. Es una relajación profunda y estás alerta al mismo tiempo. Sin luchar. Sin hacer nada esto es Meditar. Nada puede perturbarte. Meditar te permite recuperar tu equilibrio.

Medita y controla tu respiración. Tu respiración es la herramienta más efectiva para calmar el sistema nervioso. Al tomar conciencia de tu respiración aprendes a observar tu cuerpo e incluso tienes otra mirada del mundo. La vibración de paz que de da tu respiración y  todo cambia positivamente. Ya no estarás en conflicto con la vida y con nadie. Respira amor y exhala amor. Al respirar luz y amor podrás convertirlo en tu meditación. Lograrás elevarte en el amor y enfocarte. Eres amor y paz y eso lo reflejarás a tu alrededor. El mundo es tu espejo. Medita: Regálate al menos 60 minutos al día. Muchas veces con el ajetreo del día, las mil cosas que siempre tenemos pendientes, nos olvidamos de nosotros mismos, y es que a parte de regalarnos una buena alimentación y el ejercicio para nuestro cuerpo, también es cierto que necesitamos de tiempo de calidad a solas con nosotros.

Al Meditar logras salir del piloto automático y vuelves al presente. Controlas tu respiración. Y si controlas tu respiración, controlas tus emociones. Empieza a respirar mejor. Con la Meditación haces consciente tu respiración el mayor tiempo posible. Tú posees la capacidad de bajar su ritmo, su frecuencia y empiezas beneficiarte de su potencial. Con la meditación logras armonización con la energía vital. Por favor, busca la posición que resulta más placentera y cómoda para ti. Puedes estar sentado en una silla. Cierra los ojos y siente todo tu cuerpo. Concéntrate en tu respiración. Explora mentalmente tu cuerpo. Busca las tensiones en tu cuerpo. Aprieta los músculos todo lo que puedas y suéltalos poco a poco. Relaja esa zona tensa. Relaja tu cuerpo y olvídate de él. 

Inhala profundamente siempre por tu nariz y exhala todo por tu boca. Haz esta respiración en cualquier momento del día durante unos minutos, de esta manera activarás tu sistema nervioso parasimpático y ayudarás a tu cuerpo a entrar en un estado de calma. Calma tu sistema nervioso en solo 3 minutos. Tapa tu fosa nasal derecha con tu pulgar, respira largo y profundo por tu fosa nasal izquierda. Tu fosa nasal izquierda está asociada a tu hemisferio cerebral derecho, este es el que regula tu sistema nervioso parasimpático, que te ayuda a calmarte, relajarte, a tener incluso mejores digestiones y a dormir mejor. Si lo activas conseguirás obtener todos sus beneficios. 

Para poder respirar bien, a veces primero es necesario relajar el estómago para relajar el cuerpo, sobretodo en momentos de ansiedad. Una vez lo relajas con respiraciones diafragmáticas, seguramente ya podrás respirar correctamente. La respiración es la forma más fácil y natural de transformar tus estados de ánimo, es tu control remoto para cambiar y equilibrar tu sistema nervioso.

Respirar profundamente te conecta con la paz. Esto sirve para aumentar tu consciencia y estarás más cerca de Dios Padre Celestial. La forma en que nos sentimos afecta cómo respiramos, pero también funciona al contrario, cambiando la forma en la que respiramos, podemos cambiar nuestra forma de sentirnos y regular nuestro sistema nervioso. En cada ciclo de respiración (inhalación y exhalación) estimulamos el sistema simpático y el parasimpático. Cada vez que inhalas, aceleras ligeramente el latido del corazón, cuando exhalas, activas el nervio vago para disminuir la frecuencia cardíaca. Alargar la inhalación tendrá un efecto energízante más pronunciado, mientras que alargar la exhalación tendrá un efecto sedante más pronunciado. Tu corazón es el origen de la tranquilidad. Tu conexión con la Fuente Divina te aleja de la periferia del mundo cotidiano.

Así que puedo cambiar mi vibración energética afirmación poderosa de una Meditación Guiada. Sí. Todo es energía. Todo en vibración energética…todo es intención. Los mantras son vibración…en resumen, el verbo y la palabra tiene poder. Cuando descubres que con la meditación puedes eliminar patrones negativos te conectas con los cambios y tu transformación. Tú puedes transformar la infelicidad en alegría de vivir. Nuestra influencia en el mundo es el reflejo de nuestra vitalidad y luminosidad a la que hayas accedido por medio de una maravillosa meditación.Esto implica que mejorará tu nivel consciencia. De este modo estarás al servicio de la vida, de manera coherente, en vez de satisfacer los anhelos de un caprichoso ego. 

Meditar es estar atento a tu respiración. Nuestra conexión con la vida es a través de la respiración. Tomamos aire al nacer. Eso es vivir. Eso significa “tomo la vida”. Tomamos oxigeno. Nos anclamos a la vida en la Madre Tierra. Así es. Meditar es renovar la energía vital. También significa dedicar un valioso tiempo para mí: así que puedo encender una vela, un incienso, escuchar música de alta vibración y respirar. En el lenguaje tibetano meditar significa «conocer algo». La acción de Meditar es espiritual. Es sinónimo de auto observación y crecimiento personal. Para conocernos bien debemos pasar un tiempo  de “observante”. Es ejercer la libertad para conectar con el bienestar. Cuando meditas estás en paz y dejas por completo la infelicidad para obtener muchos beneficios en todos los planos de la existencia. 

La meditación es la práctica valiosa y popular de Mindfulness que consiste en vivir el “ahora”. Y tiene una particularidad de aumentar, en un 13 %, el tamaño de una estructura cerebral llamada hipocampo. Y es la de regular el equilibrio emocional. Meditar es tomar decisiones con conciencia. La meditación, por si todavía no estás familiarizado con ella, es una práctica ancestral que trata de educar a la mente y a la conciencia para anclarse en el presente, liberarnos de pensamientos y reducir el estrés. Tiene su origen en diferentes religiones asiáticas y tradiciones espirituales; sin embargo, hoy en día se practica en todo el mundo por todos sus beneficios.

Además, vincular el sexo con la meditación permite la conexión con el verdadero amor de pareja, el amor propio y todas las expresiones del Amor Incondicional del Creador. Una persona tensa no puede amor. El amor no es un propósito…ni siquiera puedes acumularlo. El amor es la esencia del Divino Creador de todo lo que es. Así que meditar es lo más próximo al amor. Siempre ocurre en el aquí y ahora. Si tienes miedo a amar no puedes meditar. Amar es la conexión con la dicha y la felicidad. Es maravilloso meditar como una expresión del amor. Puedes hacer el amor como una meditación. Controlas tu respiración y te entregas a ese maravilloso momento presente con tu pareja. Eso es estar en el cielo y alcanzar la gloria. 

Existen diferentes tipos de meditación que nos pueden ayudar a encontrar la calma dedicando apenas unos minutos al día. Prueba y encuentra la meditación que más se adapta a ti. Estas son algunas de los más populares en la actualidad: 

  • Meditación Metafísica da espacio, silencio, paz, renovación y manifestación. 
  • Meditación Guiada: Puedes practicarla sin esfuerzo en medio del caos o cualquier lugar donde la requieras. Las redes sociales y la web tiene infinidad de meditaciones guiadas y todas te hacen crecer personalmente y espiritualmente. 
  • Meditación trascendental (MT) se basa en la repetición de Mantras. 
  • Meditación Vipassana: enfatiza en la conciencia de la respiración. 
  • Meditación Kundalini: permite liberar la energía del primer chakra que se encuentra en la base de la columna vertebral. Esta meditación incluye técnicas de respiración, mantras, mudras y cánticos. 
  • Meditación para Desbloquear los Chakras: se utiliza la visualización, el sonido y las manos para conectar con los chakras. 
  • Meditación Zazen: crea una experiencia de vacío a través de las respiraciones.
  • Meditación con Mantras: en una serie de cánticos sagrados que logran profundizar en la conciencia. Estos son la clave de enfocar la mente y concentrarse. La vibración que provocan los sonidos en la mente y el cuerpo son muy poderosos. Y tienen efectos sanadores sobre nuestro cuerpo físico, mental y emocional. 
  • Meditación Tonglen: Es muy popular en el budismo tibetano. Su práctica nos enseña a conectar con nuestro propio sufrimiento y a despertar el amor incondicional y la compasión. 

Meditar cura el alma. Cuando conozcas y tomes conciencia de tus estados energéticos y emocionales, puedes hacer uso de alguna técnica de respiración a través de la meditación en tu día a día.  Es importante que no fuerces la respiración, esta debe ser de manera progresiva y cómoda esto es meditar. El tiempo que dedicamos para nosotros mismo es la clave del equilibrio de nuestra vida. Por eso te invito a que hagas un espacio de meditación en tu vida para ti mismo/a como parte de tu buena autoestima. Rejuvenece tu piel y tus células. Meditar armoniza tu mente, el cuerpo físico y las emociones. Mejora tu sistema inmunológico. Es un método de sanación energética muy sencillo, económico y tiene efectos milagrosos.

Foto creado por freepik – www.freepik.es



Deja tus comentarios aquí: