Pensar fuera de la caja, pero dentro del corazón del cliente

Una de las cosas más emocionantes del marketing es que siempre busca desafiar las normas en pro de diferenciar la marca que representa, en pro de hacerla brillar y obvio en pro de aumentar las ventas. Esa licencia puede ser buena o peligrosa. Esa creatividad si no tiene un propósito nobles pues… no son pocos los casos de publicidad engañosa o productos dañinos. Sin embargo cuando sí se está alineado con valores nobles pasan cosas extraordinarias para la sociedad, los consumidores y por ende la marca.

Pensar fuera de la caja

Un ejemplo que me ha llamado la atención ha sido el de Ikea en Singapur, en el que han incorporado la causa de los perros callejeros a esta fórmula. La reconocida marca hizo una alianza con la organización Home For Hope y juntos procedieron a tomar fotos de perros que tenía el albergue esperando ser adoptados. Luego, convirtieron esas fotos en piezas de cartón a tamaño real de los perros y los colocaron en los showroom de la tienda. Cada perro tenía un código de barra con su bio y la posibilidad de adoptarlo (al perro real, no al cartón).

A la fecha, varios perros han sido adoptados y obviamente la imagen del perro callejero en una casa hermosamente decorada por productos de la tienda es ganancia para el estigma perro de raza / perro adoptado.

¿Cómo ocurre el Ganar-Ganar-Ganar en este caso?

No son pocos los estudios que afirman que las mascotas son buenas para la salud. Uno en particular de la Universidad de Arizona hasta menciona que los besos de los perros funcionan como un probiótico para los humanos. Por ende, el que IKEA promueva la adopción en sus tiendas genera un beneficio para el consumidor tanto a nivel de salud en sí. La ONG y su causa salen beneficiadas obviamente e la marca gana terreno en la experiencia que le provee a sus clientes. Una experiencia de amor que complementa la experiencia de Hogar con un alto componente emocional, diferenciador y totalmente disruptivo.

El poder de la integridad y la consistencia facilita jugar fuera de la caja.

IKEA tiene un legado reconocido en la generación de bienestar ambiental alineado con el tipo de productos que realiza. Es un actor muy importante en el tema de sustentabilidad en sus prácticas y productos y ha sido consistente en la innovación en esta área con sus edificios repletos de paneles solares, turbinas eólicas, luces LED y algodón orgánico. Lo que hace interesante que prueben con otros tipos de experiencias de bienestar social como el caso de los perros callejeros. Su trayectoria alineada con principios nobles a través de su marca y para el bien del consumidor le permite realizar esto sin cuestionar sus valores. He ahí la importancia de ser consecuente en nuestros compromisos sociales como empleados, emprendedores o dueños de negocio.



Deja tus comentarios aquí: