Protección animal y evolución humana

Desde hace al menos cien años filósofos, etólogos, moralistas y biólogos se han dado a la tarea de pensar en lo animal desde la perspectiva de la ética. El afán y la necesidad de brindar protección a la naturaleza surge de la conciencia que el ser humano desarrolla, y esa conciencia, nace del conocimiento: sólo se quiere lo que se conoce o lo que se quiere conocer. 

De tal forma que ese “pensar” en lo animal parte de la revisión de las relaciones del hombre con su entorno, con los otros seres vivos que le rodean y de los que se “sirve” en muchos casos, o que necesita para trabajar, para recrearse, para protegerse. 

En los años 70 un filósofo moralista australiano, Peter Singer, publicó un libro emblemático que despertó no pocas críticas, pero que puso en evidencia la relación abusiva que el hombre ha tenido desde siempre con los animales. Esta obra se tituló Liberación Animal. Allí Singer desarrollo capítulos complejos como“Todos los animales son iguales… o por qué el principio ético que fundamenta la igualdad entre los humanos exige que también entendamos a los animales”. También aprovechó para hurgar en la conciencia de los lectores y de la sociedad, exponiendo los horrores que sucedían en las granjas industriales; amén de plantear “El dominio del hombre… una breve historia del especismo”, o lo que es igual, la discriminación de otras especies por parte del hombre. 

Uno de los puntos más importantes del libro es que “versa sobre la tiranía de los seres humanos sobre los seres no humanos. Esta tiranía ha causado y sigue causando una cantidad de dolor y sufrimiento que sólo puede compararse con la que produjeron siglos de explotación de los blancos sobre los negros”.

Frente a esta tiranía de los hombres sobre el resto de las especies, se sobreponen varias corrientes de pensamiento que propugnan la protección animal. Estas suponen el “bienestar animal y derechos de los animales [y ] Los que creen en los derechos de los animales, creen en el derecho natural del animal a vivir. Buscan establecer derechos básicos para los animales y detener su abuso y explotación por parte de los humanos. Aquellos que creen en el bienestar de los animales, tienden a aceptar el usque los humanos hacen de los animales, siempre y cuando ese uso sea humanitario. ”

En 1977 estas corrientes de protección animal se vieron respaldadas con la Declaración Universal de los Derechos del Animal, que fue adoptada ese mismo año por La Liga Internacional de los Derechos del Animal, y proclamada al año siguiente. Posteriormente fue aprobada por la Organización de Naciones Unidas (ONU) y por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

Esta declaración resulta muy importante porque se reconocen los derechos de los animales por un organismo de alcance mundial y supra gubernamental, como la ONU.

DECLARACION UNIVERSAL DE LOS DERECHOS DE LOS ANIMALES.

Considerando que todo animal posee derechos y que el desconocimiento y desprecio de dichos derechos han conducido y siguen conduciendo al hombre a cometer crímenes contra la naturaleza y los animales, se proclama lo siguiente: 
Artículo 1
Todos los animales nacen iguales ante la vida y tienen los mismos derechos a la existencia. 
Artículo 2
a) Todo animal tiene derecho al respeto. 
b) El hombre, como especie animal, no puede atribuirse el derecho de exterminar a los otros animales o de explotarlos, violando ese derecho. Tiene la obligación de poner sus conocimientos al servicio de los animales. 
c) Todos los animales tienen derecho a la atención, a los cuidados y a la protección del hombre. 
Artículo 3
a) Ningún animal será sometido a malos tratos ni a actos crueles. 
b) Si es necesaria la muerte de un animal, ésta debe ser instantánea, indolora y no generadora de angustia. 
Artículo 4
a) Todo animal perteneciente a una especie salvaje tiene derecho a vivir libre en su propio ambiente natural, terrestre, aéreo o acuático y a reproducirse. 
b) Toda privación de libertad, incluso aquella que tenga fines educativos, es contraria a este derecho. 
Artículo 5
a) Todo animal perteneciente a una especie que viva tradicionalmente en el entorno del hombre tiene derecho a vivir y crecer al ritmo y en las condiciones de vida y de libertad que sean propias de su especie. 
b) Toda modificación de dicho ritmo o dichas condiciones que fuera impuesta por el hombre con fines mercantiles es contraria a dicho derecho. 
Artículo. 6
a) Todo animal que el hombre haya escogido como compañero tiene derecho a que la duración de su vida sea conforme a su longevidad natural. 
b) El abandono de un animal es un acto cruel y degradante. 
Artículo 7
Todo animal de trabajo tiene derecho a una limitación razonable del tiempo e intensidad del trabajo, a una alimentación reparadora y al reposo. 
Artículo 8
a) La experimentación animal que implique un sufrimiento físico o psicológico es incompatible con los derechos del animal, tanto si se trata de experimentos médicos, científicos, comerciales, como de otra forma de experimentación. 
b) Las técnicas alternativas deben ser utilizadas y desarrolladas. 
Artículo 9
Cuando un animal es criado para la alimentación debe ser nutrido, instalado y transportado, así como sacrificado, sin que ello resulte para él motivo de ansiedad o dolor. 
Artículo 10
a) Ningún animal debe ser explotado para esparcimiento del hombre. 
b) Las exhibiciones de animales y los espectáculos que se sirvan de animales son incompatibles con la dignidad del animal. 
Artículo 11
Todo acto que implique la muerte de un animal sin necesidad es un biocidio, es decir, un crimen contra la vida. 
Artículo 12
a) Todo acto que implique la muerte de un gran número de animales salvajes es un genocidio, es decir, un crimen contra la especie. 
b) La contaminación y la destrucción del ambiente natural conducen al genocidio. 
Artículo 13
a) Un animal muerto debe ser tratado con respeto. 
b) Las escenas de violencia, en las cuales los animales son víctimas, deben ser prohibidas en el cine y en la televisión, salvo si ellas tienen como fin dar muestra de los atentados contra los derechos del animal. 
Artículo 14
a) Los organismos de protección y salvaguarda de los animales deben ser representados a nivel gubernamental. 
b) Los derechos del animal deben ser defendidos por la ley, como lo son los derechos del hombre.

SI LOS ANIMALES TIENEN DERECHOS, SON SUJETOS FRENTE A LA LEY

Si los animales tienen derechos alguien debe defenderlos, porque quienes transgredimos los derechos de los animales somos los mismos que los defendemos. En todo caso, siempre hablaremos de derechos frente al hombre; entre animales no hay derecho posible; tampoco crueldad posible. Las relaciones entre animales se rigen por la única ley de la naturaleza, son predadores y presas; es la lucha por la vida. 

Distinto el caso del ser humano, que decidimos tomar elefantes para divertirnos, toninas para hacer actos de circo, perros para peleas, gallos para ese mismo fin, etc. entonces, no queda sino que el hombre defienda a los animales del hombre mismo y para ello debemos derrumbar mitos como la superioridad de unos sobre los otros. 
El Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española (Drae) nos trae entre las acepciones de la palabra persona: 

6. f. Der. Sujeto de derecho.
7. f. Fil. Supuesto inteligente.

Quienes defendemos a los animales lo hacemos asumiendo que son nuestro prójimo, que tienen derechos y que esos derechos son para respetarse y para progresivamente lograr otros nuevos, igual que ha ocurrido con los derechos humanos. 

Ser un proteccionista es ser un defensor de la vida, de la dignidad de la vida; no tiene que gustarle un perro para ser un proteccionista, tiene que respetar la vida de otro ser que siente, como el ser humano, hambre, sed, frío, dolor. Igual que no tenemos que ser padres para defender a los niños; que no tenemos que ser inmigrantes para defender a quienes tienen en un momento determinado ese status; se trata de un asunto de derechos; se trata de cuánto hemos evolucionado los seres humanos en nuestro andar la civilización, se trata de cómo hemos ido trocando los conceptos y nuestra relación con el medio que le rodea. Ser un proteccionista es acercarnos a la naturaleza con el respeto reverencial que le debemos. 

 



Deja tus comentarios aquí: