¿Qué hace que alguien sea exitoso y otro no?

Nacimos para triunfar, todos venimos dotados de talentos y potencialidades, pero algunos lo logran y otros no, ¿por qué?

Después de años de revisión de estas características quiero compartir con ustedes esta lista, y les invito a revisarlas en función de sus comportamientos. Las personas exitosas presentan las siguientes características:

  • Tienen un propósito en su vida, un norte claro y orientan sus esfuerzos en conseguirlo, están inspirados por su sueño.
  • Mantienen un estado emocional positivo creyendo firmemente que van a conseguir lo que se han planteado, independientemente de los obstáculos y rechazos que les toque enfrentar.
  • Entienden que el control está en sus manos, que no se delega y que la etapa de dependencia queda en la niñez.
  • Observan el comportamiento de personas exitosas para aprender e incorporar pensamientos, emociones y conductas de éxito en lugar de envidiar.
  • Reconocen que son únicos y por lo tanto deben seguir el camino que se han trazado en lugar de seguir a las masas.
  • No negocian sus valores por nada ni por nadie.
  • El miedo no es un inhibidor en sus metas.
  • Se concentran en lo que quieren en lugar de visualizar o centrar su atención en lo que no quieren.
  • Piensan lo mejor en lugar de lo peor, e incluso si los acontecimientos no son los esperados creen que responde a una bendición porque son guiados por una fuerza superior, tienen fe.
  • No malgastan su tiempo en chismes, quejas o en contaminarse con gente tóxica.
  • Siempre van a la acción, saben que con pensamientos positivos solamente, no se logran los objetivos.
  • Son competidores por naturaleza, pero, más que competir con otros, lo hacen con ellos mismos, se esfuerzan por mejorar.
  • Son perseverantes, pase lo que pase.
  • Entienden que la consecuencia de su propósito debe ser de utilidad para el prójimo, si no, aunque obtengan éxito, este no será duradero.

Las creencias pasan a ser las grandes modeladoras de lo que podemos lograr; son ellas las que crean tu realidad, de modo que te ofrezco esta lista para que puedas reflexionarlas y ajustar, si lo deseas, tus creencias para que tú también puedas lograr el éxito que te corresponde por derecho.

Con las creencias adecuadas y esfuerzo sostenido donde la palabra rendirse no exista, puedes lograr el triunfo y nada tiene que ver la edad, lo importante es que decidas comenzar y apostar a tu éxito

“Pueden porque creen que pueden”. Virgilio



Deja tus comentarios aquí: