¿Qué palabras usas para definirte?

¿Qué palabras usas para definirte?
Este artículo pertenece a una serie que nuestra blogger está escribiendo sobre el modelo de autoestima, siendo éste el número 6 de 11.

Sabemos de la importancia y el peso que tienen las palabras. Estas emiten energías distintas y nos pueden hacer sentir de formas diferentes. En este artículo te invito a que tomes consciencia de las palabras que usas para describirte. Aquí podrás entender algunos de tus resultados, así que sigue leyendo.

¿Cómo te miras?

Te invito a que hagas un pequeño ejercicio. Escribe las primeras 5 palabras que se te ocurran para describirte. Sin pensarlo, espontáneamente las primeras que lleguen a tu mente.

Luego revisa estas palabras, ¿te gusta lo que escribiste? ¿Cómo te sientes cuando lees esas palabras?

¿Estas frases son verdaderamente tuyas o más bien puedes recordar que así te describían en tu familia de origen u otras personas de tu pasado?

Son preguntas muy importantes que pueden ayudarte a conocerte un poco más y ver de dónde viene la idea que tienes de ti.

¿Consciente o Inconsciente?.

Aún cuando el ejercicio que te planteo en el segmento anterior sugería que fueran las primeras palabras que llegaban a tu mente, no sé si realmente lo hiciste así. Tal vez te quedaste pensando un poco más, juzgando las palabras que oíste y las ajustaste para hacerte sentir mejor. Si fue así, es un ejemplo perfecto para describir la diferencia entre el inconsciente y el consciente. Este último es la parte de nosotros que conocemos, la que está en la superficie y estás alerta de su presencia. Ahora, el inconsciente, abriga la mayor parte de nuestros pensamientos y no sabemos que están allí, tenemos que hacer algunas «trampas» para acceder a éste, pues está profundamente escondido en nuestra psique.

La importancia de esto, es que nuestro sistema de creencias hace que veamos el mundo como lo vemos, que atraigamos a las personas que concuerdan con esas ideas y así construimos nuestro mundo y experiencias. Si hasta ahora no habías recibido esta información, podrías pensar que tus resultados son producto de tu suerte, y no es así, es la consecuencia de tu nivel de consciencia y trabajo interior.

Carl Jung, sabiamente dijo: «Hasta que lo inconsciente no se haga consciente, el subconsciente seguirá dirigiendo tu vida y tú le llamarás destino.»

Me afirmo, 5to punto del Proyecto Integral de Autoestima (PIA)

Si has estado siguiendo mis textos, te habrás dado cuenta que mis más recientes artículos se tratan sobre este maravilloso modelo que aprendí con Bob Mandel y que ha transformado mi vida. Hoy soy la mujer feliz, exitosa, con relaciones fluidas, sana y plena, producto de mi trabajo personal y este modelo tiene mucho que ver con estos resultados.

Por eso lo he querido compartir contigo, porque me encantaría que tu vida también mejorara exponencialmente.

Este punto se trata de lo siguiente: como un acto de amor a ti, debes construir las mejores ideas con respecto a ti, aquellas que te edifiquen, que te hagan sentir bien, con las cuales sientas orgullo.

En nuestra infancia, donde se formó el inconsciente, pudimos haber oído palabras que nos disminuyeron o nos alejaron de nuestra esencia. Nuestros padres, maestros u otras figuras de autoridad nos pudieron hacer creer que no éramos valiosos, suficientes, inteligentes. O por el contrario que éramos egoístas, insignificantes, culpables o malos.

Entonces ahora, como adultos, debemos revertir esos viejos condicionamientos. Cuando dices me afirmo, significa que te validas, que crees en ti, que miras tu luz y todos los buenos atributos que contienes. Decides enfocarte en el bien en ti y reconoces tus cualidades positivas.

Esto no significa que no puedas ser crítico(a) contigo en algún área de tu vida. Este modelo busca nuestra mejora constante, pero la mejora es producto del amor y la gentileza con nosotros, no de ser duros y severos.

Tips para estar más atento a tus palabras.

Develar tu inconsciente -que es donde todo surge- puede ser un desafío. En muchos casos requieres la ayuda profesional de quien pueda guiarte a mirar esa parte de ti que hasta ahora no ves.

Sin embargo, te quiero dejar un artículo que es un ejercicio básico que le pido a todos mis clientes que hagan. Se llama desarrollar el testigo interior. Es construir un punto de consciencia tuyo que puede observarte y así saber lo que piensas y dices. Léelo al finalizar este, te será muy útil.

Esto es valioso porque sólo a partir de saber cuales son esas palabras negativas, peyorativas que usas para ti es que puedes cambiarlas. Por eso necesitas tener claridad de cuales son.

Una vez que sabes cuales son esas palabras más arraigadas en ti y que más te dañan, entonces puedes cambiarlas por medio de una afirmación y de sentir que esa nueva frase va calando en ti, siendo parte de tu nueva versión. Puede ser un trabajo que tome tiempo, pero te aseguro que transformará tu vida así que cada minuto que inviertas en ello, será de mucho valor.

Son muchas las palabras negativas que nos han dicho y que nos hemos repetido, así que hay cambios internos e importantes que hacer. En mis redes @carlaadesanchez tengo retos mensuales que te ayudan a romper con tanto condicionamiento negativo. Por ejemplo, este mes, nos enfocamos en «Yo si puedo». Así que te invito a seguirme y participar.

Sobre todo te invito a que si no te sientes feliz con la vida que llevas, haz tu trabajo personal para encontrarte con tu esencia, el ser maravilloso, la chispa divina que eres. Vamos, ¡tú puedes!

Imagen de lisa runnels en Pixabay 



Deja tus comentarios aquí: