¿Quién dijo que el yoga no es para hombres?

Algunos hombres se espantan al escuchar la palabra “yoga” y aún no entendemos los motivos. Tal vez les aterra pensar en el incienso, la música relajante, algunas asanas y la ausencia de pesas y máquinas del gimnasio. Sin embargo, en el yoga no existen distinciones de géneros. Si aún no te animas a practicarlo o tienes algún amigo que se niegue a hacerlo, compartimos contigo una lista de razones por las cuales el yoga también es estupendo para los hombres, según Huffington Post:

1. Yoga: una disciplina creada por y para hombres

En la actualidad, las mujeres, los hombres y niños pueden disfrutar de esta disciplina física, pero la historia indica que en la antigüedad esta práctica fue diseñada para los varones y sólo era practicado por ellos. Hoy existen diferentes tipos de yoga con posturas ideales para la flexibilidad del cuerpo masculino, lo que le permitiría equilibrar su cuerpo y volver a su alineación natural.

2. Aumenta su rendimiento

Si te gustan los deportes, practicar yoga te caerá como anillo al dedo. Esta disciplina te permitirá ser más fuerte y flexible. Además de fortalecer las articulaciones, permite aumentar el reclutamiento de los músculos estabilizadores. Esto, a su vez, ayuda a prevenir las lesiones.

3. Reduce el estrés

¿Cuántas veces hemos hablado sobre el efecto relajante que brindan las prácticas de yoga? Como indican en Huffington Post, el yoga es como “una meditación en movimiento” que le permite a la persona reducir el ruido externo, relajar la mente y vivir el presente.

4.  Es una buena forma de comenzar a ejercitarte

Si la actividad física no es lo tuyo, el yoga puede ser un buen comienzo. Si nunca lo has practicado, ¡no temas! Inicia por los niveles para principiantes y no te desanimes. Siempre hay algo nuevo por aprender.

5. Te permite trabajar todo el cuerpo

Un dato curioso: según la revista Hola, el yoga te permite trabajar más partes del cuerpo de lo que lograrías en el gimnasio. Por eso el esfuerzo físico que requiere esta práctica es comparable con los de la natación, lo que ayuda a poner en marcha muchos músculos, órganos y articulaciones. Esto mejora el sistema cardiovascular y permite que el cuerpo obtenga  más oxígeno.



Deja tus comentarios aquí: