Reflexiones del 2013 para poner en práctica en este inicio del 2014

Hoy tuve una dosis de Inspirulina y quise compartir esto con toda la comunidad.

El último día del 2013, escribí estas reflexiones, de lo que viví en muchas situaciones que me pasaron en este año (2013) y de lo mucho que aprendí de los mejores maestros que se pueden tener en la vida, mi familia, las personas que vienen a mi consulta y mis inspiradores.  Muchas de las reflexiones son citas famosas y frases anónimas, que se han implantado en el colectivo, a través del inconsciente, generando paradigmas, pero que se pueden cambiar,  otras son inspiradas en experiencias y vivencias.

La primera de todas es aquella que dice: nadie llega por casualidad, es muy cierta. Pues todo el que llega a tu vida e interactúa contigo genera un impacto que en muchos casos, cambia tu vida.

También el 2013 me recordó que el amor incondicional debes comenzarlo, por dártelo a ti mismo, para poder dárselo a otro.

Que hace una década Dios me dio un regalo casi perfecto (mi hijo Asperger) pero que gracias, por no habérmelo dado perfecto, pues es uno de mis maestros.

Que si las cosas no salen como quieres, respira hasta que lo logres.

Que el amor de tu mamá no lo sustituye nadie, así tú mamá sea lo que sea, nadie es perfecto, a la final siempre será tu mamá.

Que muerto el perro no se acaba la rabia, si ese perro contagio a muchos antes de morir.

Que en algunos casos si es verdad eso de “quien pega primero pega dos veces”  y tres y cuatro…  pero también es verdad que la primera vez es culpa de quien pega, pero las demás son mías por no quitarme a tiempo.

Que si seguimos con el “ojo por ojo” quedaremos todos ciegos y el tuerto será rey, otra vez.

Que si no soy capaz de sostener algo después de decirlo, que ni se me ocurra ponerlo por escrito.

Que es un Dharma cuando te consigues a tu familia de alma, pero recuerda que la biológica es parte del aprendizaje (karma).

Que puedes huirle al destino, pero que tarde o temprano te encuentra.

Que meditar es soñar con GPS, das las coordenadas, y para allá iras.

Que cuando salga a buscar algo en la vida, debo saber primero, que quiero, porque pueden pasar dos cosas, uno: que no llegue, dos: término con algo que no quiero.

Que en algún lado tienes un gemelo, buscalo y te sorprenderás.

Que no debo prometer en momentos de crisis.

Que lo bueno de los milagros es que existen.

Que seré cuidadosa con lo que pida, porque a veces no sabes, qué hacer con ello, cuando llega a tu vida.

Que por más fama, dinero y el mundo a tus pies, si no sabes qué hacer con tus demonios internos, siempre te sentirás solo y miserable.

Que cuando aprendes a amar tu trabajo, deja de ser un trabajo para convertirse en una bendición.

Que por más que te desvíes del camino, siempre llegaras a tu destino.

Que si no lo haces tú, nadie lo hará por ti.

Que hay amigos que son para siempre.

Que antes de Juzgar debo tener presente lo que decía Gandhi: hay tres verdades en una situación, la mía, la tuya y la verdad, si damos unos pasos hacia atrás, podremos ver las tres.

Que perdonar de forma verdadera, se hace en silencio, y pedir perdón se hace con hechos.

Que en la vida hay personas que son más que motivadores, son inspiradores, los míos son: mi Mamá, Jesús el Cristo, L. Green, H. Saporas, C. Fraga, J. Bevione, N. Mandela, F. Cabral, Gandhi, K. Gibran, J. Bucay, E. Bravo y su inspirulina, M. Benedetti y muchos otros que son anónimos, pero que igualmente inspiran.

Que si se puede aprender con la experiencia ajena.

Que es cierto que el mejor regalo del universo, es el aquí y el ahora, y por eso se llama presente, mejor no lo pudo decir el maestro Oogway.

Y esto se lo dejo a mi amada Venezuela: “Recuerden, Aun en los momentos más oscuros, podemos encontrar la felicidad, pero no olviden encender su luz” Albus Dumbledore (Harry Potter y el Prisionero de Azcaban)

Y por último, el amor puede lograr muchas cosas, no me crean, compruébenlo.



Deja tus comentarios aquí: