Significado del número SIETE: Numerología Metafísica

Significado del número SIETE: Numerología Metafísica

La energía numerológica y vital de las personas nacidas los días 7, 16 y 25 y los nacidos en el mes de julio poseen una energía impar, activa y masculina. La palabra clave de esta vibración energética es “liderazgo”. Triunfadores natos. Representan el amor compasivo. Todos los siete son muy refinados, disciplinados, estrictos, individualistas y tiene gran confianza en sí mismos. Este número 7 ejerce muchísima influencia en la vida de la persona que lo tiene en su fecha de nacimiento. Se inclina por los estudios, la reflexión, la filosofía, los pensamientos y la vida interior. Hombres y mujeres se sentirán atraídos por descubrir los misterios de la vida, generándoles inquietud y disconformidad. Por esta razón, muchos se dedicaran a las profesiones intelectuales, carreras científicas, las matemáticas, la física, el misticismo, la filosofía, la investigación marina, o cursar estudios superiores en grandes universidades y trabajar lejos de bullicio en soledad.

El 7 ejercerá cargos de poder político y gubernamental, ese es su destino en este planeta Tierra. Nació para gobernar municipios, ciudades, estados y países. Y si no lo hace directamente, se encontrará ejerciendo el poder entre el pequeño grupo de dirigentes que toma las decisiones importantes. En un ambiente tranquilo y lejos de los demás encuentra el número siete la mayor comodidad para expresar libremente la gran variedad de talentos. Es intelectualmente muy brillante. Con el poder de sus palabras y pensamientos influye en el crecimiento espiritual de multitudes de personas. Así es y así será siempre.

El siete sabe equilibrar sus inquietudes metafísicas con los aspectos prácticos de la vida. Desea vivir una existencia sosegada para encontrarse consigo mismo, y comprender al mundo. Es poseedor de una buena intuición. Su comprensión le será de gran utilidad a la hora de desempeñarse en actividades en el comercio, la política y la economía. Su aura es muy grande de diferentes tonos blancos y dorados. Tienen mucho carisma. Con facilidad atraen sexualmente al sexo opuesto. Le gustan los piropos. Adora ser el centro de atención. Se conectan intensamente con la energía kundalini cristalina y brillante. Saben seducir. Son sexualmente muy apasionados.

El SIETE puede ser un “caudillo” muy carismático y cariñoso. Él sabe perfectamente que mientras más da más recibe, especialmente en el plano económico. Y mantiene en perfecto equilibrio su energía de “El Dar Y Recibir”. Así avanza hacia el futuro planificando y concretando todos sus planes y proyectos. Además, tiene una fuerza vital que lo guía hacia lo más elevado espiritualmente. Le encantan todos los misterios esotéricos y metafísicos. Todo número 7 tiene varios maestros espirituales que lo respaldan, guían y protegen de todas las situaciones negativas que se presentan en su camino de vida. Y su conexión en el Creador es maravillosa. Sabe hablar con Dios Padre Celestial.

El regido por el número 7 provoca lealtad en todos sus seguidores. Posee el poder del verbo y la buena comunicación. Convence a todos los que le rodean con su oratoria y sus palabras que inspiran. A veces, es intenso y su discurso también invita a escalar las más altas montañas. Ama los libros. Es un buen lector. Asiste cotidianamente a las bibliotecas públicas. Estudia varias horas al día. Investiga. Maneja la información. Escribe. Tiene buenos argumentos para todo tipo de temas y saberes de la humanidad. Este vector de energía mental lo lleva a buscar siempre el por qué de cada situación. Y cuenta de manera histriónica todos sus descubrimientos y hazañas. A la gente le gusta escuchar los cuentos y anécdotas de este Señor o Señora Siete.

Nada escapa a su gran poder de observación ni a su obsesión por los detalles. Persona analítica, gran buscador de conocimientos, detallista, intuitivo, selectivo, hermético, justo, responsable, puntual, especialista en cualquier área del saber, observador, estudioso y está dotado de una curiosidad intelectual inagotable. Posee este SIETE sabiduría y una mente fotográfica. Cumple todo tipo de reglas y normas establecidas en la sociedad en la que se desenvuelve. Se destaca por buscar descifrar los grandes enigmas de la vida y del universo, pudiendo ser un gran científico, investigador, analítico, escritor, maestro de los innumerables temas y saberes que podamos imaginar.

El SIETE se presenta como una persona responsable, reservada, enigmática, misteriosa, tranquila, amorosa, cariñosa, juiciosa, cautelosa, dulce. También, se le ve frio, riguroso y a veces antisocial. Es distinguido y con tendencia al perfeccionismo. Percibe todos los pros y los contras de cualquier situación. Observa todo lo que pueda salirse de control. Casi siempre tiene una gran distinción en su apariencia. Irradia buena clase y señorío. Tiene una mirada muy profunda ya que sus ojos hablan de un alma muy evolucionada, muy sabia y a veces es alma vieja. Se le dificulta dar explicaciones personales y prefiere guardar silencio. Dice lo que quiere decir.

Esta vibración número 7 desarrollará la capacidad de hacer el Bien Mayor, y de que todo sea de la mejor manera posible. No logra estar tranquilo hasta que todas las cosas estén muy bien y perfectas. Cuando baja su energía y manifiesta su lado oscuro el SIETE puede convertirse en un déspota obstinado. Los problemas con sus emociones y el ego lo pueden hacer una persona cruel, descalificador, manipulador, orgulloso, arrogante y muy insensible. Llegará a creerse “la tapa del frasco”. Y siempre tendrá que deshacerse de un equipaje de vida lleno de muchos enojos, resentimientos y rencores.

Imagen de Ann — please donate en Pixabay



Deja tus comentarios aquí: