Tercer cuerpo sutil: La mente positiva

Esta semana le corresponde el turno a la mente positiva, el tercer cuerpo sutil, la cual también forma parte de las tres mentes, comprendidas dentro de los cuerpos sutiles. Recordemos que en la pasada entrega se habló de la mente negativa y anteriormente sobre el cuerpo del alma, para ir hilando y conectando la función de cada una de estas mentes dentro de los cuerpos sutiles.

La mente positiva es expansiva, nos hace ver las ventajas en nuestras decisiones, en nuestros actos y en todas las circunstancias de la vida. “Invita a ver la esencia positiva en todas las situaciones y en todos los seres”, según las enseñanzas de Yogui Bhajan. Cuando este cuerpo sutil está equilibrado, la voluntad se fortalece, la persona está más optimista y llena de un gran sentido del humor.

Usar la mente positiva no es solo pensar bonito y enfocarse solamente en el lado positivo de las cosas, es saber usar también la mente negativa (protectora) para poder ver  los factores opuestos en las situaciones y actos de la vida. Así como en la mente somos Uno, en el mundo de la materia reina la dualidad y para cada cosa hay un opuesto, el día y la noche, el blanco y el negro, la risa y el llanto, la vida y la muerte etc… Por lo que una persona que únicamente dirija su vida con la mente positiva está ciega, porque pensar solamente en positivo; si bien te permite expandirte y dejar a un lado los pensamientos limitantes, por otro lado anula la capacidad para evaluar las decisiones porque no hay un contrapeso.

No estoy diciendo que haya que pensar con la mente negativa, tampoco, es combinar las dos, dejando que la mente negativa cumpla su única labor de protegerte como se habló en el artículo pasado y dejando que la mente positiva también participe y cumpla con su labor de expansión, igualdad y positivismo.

Las afirmaciones positivas son una muy buena herramienta para cultivar y equilibrar esta mente, también los ejercicios de yoga que fortalecen el punto del ombligo ayudan a trabajar el propio poder interior con mayor facilidad. Permite tener esperanza, disfrutar y proyectar tu voluntad divina hacia la voluntad divina.

Claro que si se detecta que se tiene la mente positiva muy fuerte, es decir, que se está usando mucho o solamente la mente positiva. Las meditaciones que son conocidas como “meditaciones para la mente negativa” son las adecuadas para este caso y si, por el contrario, lo que se tiene muy fuerte es la mente negativa, se deben trabajar las “meditaciones para la mente positiva”.

El mantra que acompaña a este cuerpo sutil es “Ardhas Bhaee” , ayuda a florecer la mente positiva dentro de ti, esta escrito en honor a Amar Das Guru. Les comparto el mantra interpretado por: Singh Kaur & Kim Robertson en Youtube, en donde nos dejan también un mensaje para animarnos a usarlo en experiencias complejas:

“Puedes cantar este mantra cada vez que sientas que estás ante una situación difícil… La vibración de estas palabras y este canto aunarán tu mente, corazón, cuerpo y alma para ser llevados hacia una solución… Mantente en paz y confía en que la solución y respuesta a tu necesidad llegará en el momento adecuado sin importar el canal”, tomado de:

Sat nam,

Laura Cárdenas



Deja tus comentarios aquí: