¿Tu cerebro está anoréxico?

¿Tu cerebro está anoréxico?

Hay cerebros que no se alimentan y eso deja a sus dueños totalmente desvalidos. Imagina por un momento una computadora de última generación pero que está allí, no se alimenta de software, no se le ingresan datos, ¿cuál es el resultado? , pues el mismo de un cerebro que no se alimenta.

En este artículo no me voy a referir a los nutrientes alimenticios que lo benefician, sino del software que requiere, la entrada de información, el hábito de leer donde los cerebros realmente evolucionados manifiestan hambre de información pero hay personas que me han dicho: -yo no leo porque no me gusta- , -me fastidia leer- , a eso me refiero con cerebros anoréxicos.

No hablo de estudios universitarios, los cuales son valiosos por supuesto pero incluso allí se han visto casos de estudiantes que se fastidian al leer y egresan con niveles de evolución inferiores a quienes si lo hacen.

«Leer es para la mente lo que el ejercicio físico es para el cuerpo». Joseph Addison

Beneficios de leer:
  • Evolucionas mental, espiritual y socialmente
  • Incrementas las probabilidades de éxito profesional
  • Puedes expresarte mejor, porque el hablar se desarrolla leyendo no hablando; el leer incrementa tu vocabulario y facilita el contar con temas de conversación.
  • Desarrollas tu capacidad imaginativa, porque nuestro poder mental nos lleva a recrear lo que leemos de la misma forma que si estuviera ocurriendo en la realidad.
  • Desarrollas independencia, una persona que lee difícilmente puede ser adoctrinada, alienada.
  • Incrementas tus niveles de concentración.
  • Reduces tus niveles de estrés, en especial si lo que lees te agrada.
  • Previenes el declive cognitivo: Neurólogos y psicólogos recomiendan “la lectura como método preventivo del Alzheimer u otras enfermedades neurodegenerativas”, señala el doctor Pablo Martínez-Lage, coordinador del grupo de estudio de conductas y demencias de la Sociedad Española de Neurología.
  • Mejoras tu ortografía (si prestas atención)
  • Favoreces la concentración y la empatía.
  • Desarrollas tus habilidades de oratoria o el arte de expresarte en público: Como dijo Cicerón, “a hablar no se aprende hablando, sino leyendo”

“La capacidad lectora modifica el cerebro”, afirma el neurólogo Stanislas Dehaene, catedrático de Psicología Cognitiva Experimental del Collège de France en su libro Les neurones de la lecture (Odile Jacob). Él se refiere a un incremento de la sustancia gris y de neuronas en las personas lectoras versus las que no leen.

Leer además estimula muchas zonas cerebrales, puedes llegar a sentir el olor de esa torta de chocolate, se activan de esta manera nuestras áreas sensoriales, además de las emocionales pudiendo llegar a sentir con claridad los estados emocionales de las personas involucradas en la lectura y es que leer es mágico.

Estos son algunos de los muchos beneficios de proveer a tu cerebro este alimento tan importante de modo que, si eres de esas personas que les fastidia leer (me alegro que hayas leído hasta aquí) te invito a desarrollar esta práctica de manera progresiva.

Comienza por elegir una lectura sobre un tema que te interese y, al igual que con el entrenamiento físico ve en forma gradual, un día una hoja, otros día dos y así progresivamente hasta que esta practica sea parte de ti y te preguntes ¿cómo no lo hice antes?

“En muchas ocasiones la lectura de un libro ha hecho la fortuna de un hombre, decidiendo el curso de su vida”. Ralph Waldo Emerson.

Imagen de delo en Pixabay



Deja tus comentarios aquí: