Tu nacimiento encierra las claves de tu vida

Tu nacimiento encierra las claves de tu vida

¿Es posible que un bebé elija a sus padres? ¿Qué el tipo de parto determine su personalidad? ¿Será verdad que podemos recordar las circunstancias en las que vinimos al mundo? Si te pidieran que cerraras los ojos y tratases de recordar el momento de tu nacimiento, lo primero que te vendría a la mente sería la imposibilidad de tener memorias tan lejanas. Un bebé no puede recordar asuntos como esos ¿cierto?.

María Luisa Becerra es renacedora y terapeuta de constelaciones familiares. También fue doula (asistente de partos) por muchos años y está convencida de que todos guardamos memorias intrauterinas y del proceso de nuestro alumbramiento. Solo que las olvidamos, pero eso no significa que desaparezcan de nuestra mente: de alguna forma programan nuestra personalidad y actitud ante la vida.

“Tenemos una memoria celular de nuestra llegada al mundo” comenta María Luisa Becerra en una entrevista con el diario La Vanguardia. “Todo bebé nace por algo. Y las circunstancias de su nacimiento serán el guión de la película de su vida”. Para comprobarlo ella misma revivió su nacimiento y ese proceso le permitió alcanzar una vida más armoniosa. “Esa experiencia te permite entenderte y, así, superar bloqueos que te mortifican”.

¿Cómo funciona el renacimiento? Es una técnica de respiración circular que permite conectarse con esa memoria celular para entender, aceptar y mejorar aspectos de la personalidad. El objetivo es sanar algunos recuerdos y transformar la vida de quienes toman este camino.

El tipo de parto y los recuerdos de ese momento tendrán un impacto directo en la vida adulta. Según María Luisa Becerra, un bebé que nació con anestesia sentirá sueño en experiencias públicas cruciales. Si usaron forceps, será muy autosuficiente, al punto de que le resultará difícil aceptar ayuda, y sentirá dolor de cabeza en momentos de tensión. Si el parto fue inducido, siempre estará a la espera de un empujón para alcanzar sus objetivos. Y los concebidos tras un encuentro sexual no deseado buscarán ser amados por su sexo, es decir, se meterán en relaciones insatisfactorias.

¿Muy determinista? Según el renacimiento hay otras circunstancias que moldean la vida de una persona, pero esa experiencia en el útero y las primeras horas de vida funcionan como un guión original.

Para escribir de la mejor manera esas primeras páginas, María Luisa Becerra recomienda cantar mucho, comunicarse afectivamente con el feto, huir del estrés y tener un parto lo más natural posible. Seguramente tu hijo no recordará los detalles, pero si crees que estamos compartiendo energía todo el tiempo, envíale las mejores vibraciones en todo momento.

Y si algún día hace memoria, entonces que aparezcan las mejores imágenes.



Deja tus comentarios aquí: